El profesor Michel Foucault 25

2 octubre 2017 at 20:27 25 comentarios

Se habla hoy en día de la era de la posverdad. Tiene que ver con los medios masivos de comunicación, con las redes sociales y con la desaparición del oficio del periodista.

El periódico fue la pieza adyacente de los partidos políticos durante la vigencia de las instituciones republicanas. La batea en la que se componía la opinión pública. Los deportes, las noticias policiales, las historietas, el horóscopo, y la información política, concitaban en este orden de preferencias la atención de millones de lectores.

Había publicaciones partidarias explícitas, no ocultaban su tendencia, por el contrario, estaban dirigidas a sus adherentes. Por lo demás, si bien los diarios tenían su clientela de acuerdo a su nivel económico, social o cultural, no es fácil identificar por sus intereses de clase u opciones ideológicas al diario Crítica o a La Razón que fueron masivos y plurales.

Se suponía que un periodista ofrecía información, y que la misma era verdadera. Tenía que ver con los hechos. Los columnistas interpretaban los mismos de acuerdo a sus posiciones políticas y a sus sistemas de creencias.

Cuando había censura, era explícita. Se cerraba un diario, se secuestraban sus números, no había trascendidos. Ese mundo era transparente, o ingenuo, o cerrado, o normal. “Era”.

Ya no es.

¿Cómo hacer para obtener en nuestro presente información de calidad de la actualidad nacional? Partamos de una base de sentido común. La desconfianza de la gente respecto de lo que informa el periodismo es total. Si no aceptamos esto, vamos mal. Aquel que compra La Nación sabe que le miente, pero compra esa mentira porque quiere ver derrotada a la otra mentira enemiga. Ahora bien, si ese lector asegura que compra ese diario porque le merece confianza al darle información verdadera, miente. Lo único que quiere es que “su” diario sea coherente, que le trasmita siempre lo mismo. Que no se desvíe de su ruta.

Quien compra Página 12, recibe lo que espera y festeja lo que lee. Jamás se incomoda, no se molesta en pensar, ese tipo de lector ya pensó, y lo pensado lo piensa siempre.

En un universo cultural diagramado de este modo, indudablemente, que la posverdad es la única verdad. No se trata de que lo único que tiene valor es lo que cada uno cree, porque nadie cree en nada porque sabe que todos mienten, incluso él mismo, sino que todos “quieren” recibir la misma papa, el gran Tubérculo que nos llena el plato de la ignorancia satisfecha de sí.

Es el mundo del Conforme, prototipo del lector de la era  de la posverdad. Hay una nueva aurora, la de la Voluntad de mentir.

Vuelvo a la pregunta: ¿Y si alguien no está conforme? ¿Si su desconfianza no lo hace feliz? ¿Si tiene rabia porque le mienten?  Si se siente acosado por la voluntad de saber? ¿Qué hacer?

Una salida es la que nos inspira el yudo. Aprovechar la fuerza y el empuje del adversario en nuestro beneficio. Usar la mentira del otro para perforar a la posverdad.

Los periodistas  – después hablamos de las excepciones que son pocas y no muy interesantes – son operadores. La palabra “operar”  quiere decir trabajar para una fracción del poder (que siempre está fraccionado).

Su labor consiste en desnudar los intereses, las falsedades, y los secretos de una fracción enemiga. El periodista operador obtiene legajos, documentos y archivos que le consiguen sus patrocinadores. Por lo tanto, si queremos recibir una información un poco más aceitada del gobierno de Macri, nos la dará Página 12. Y recíprocamente, La Nación y Clarín, nos sirven para meter púa del lado del kirchnerismo.

El lector con voluntad de saber, hace una tarea de doble contraoperación para rescatar información de valor y elegirá a los operadores mejor posicionados en el espectro al que pertenecen.

Hay operadores de primera línea y otros outlet.

Las excepciones la conforman aquellos periodistas que respetan la profesión, hacen entrevistas a una fracción y otra, dicen que mentir está mal y decir la verdad muy bien, que la libertad es libre y la democracia un juramento y cabildo.

Son correctos, pero parasitan a los operadores que son los que tienen la mejor “info”.

Anuncios

Entry filed under: General.

Conversaciones El profesor Michel Foucault 26

25 comentarios Add your own

  • 1. marlaw  |  2 octubre 2017 en 23:41

    En los años 50 yo tenía unos amigos todos bastante mayores que yo, simpatizantes o adherentes al Partido Comunista, también había alguno de ellos socialista. Me permitián sentarme a su mesa del Café siempre y cuando, mantuviera mi boca bien cerrada, y no interviniera en sus conversaciones. Por mi parte aceptaba de buén grado esa propuesta, porque presumía que por su edad ellos se encontraban en la posesión de saberes y conocimientos de la vida, que yo ignoraba, pero que ansiaba conocer, que de hecho, ellos derramaban en sus frecuentes charlas . La mayoría fuerón lectores de La Prensa, el diario de los Gainza Paz, hasta que esta fue expropiada por el Gobierno del General Perón. Ellos sostenián que a ese diario había que leerlo, pero “entre líneas”, es decir de una manera crítica.

  • 2. marlaw  |  3 octubre 2017 en 8:46

    Presumo que ha de haber muchas cosas que jamás habrián podido salir a la luz, si algunos periodísta no contaran con la colaboración o el contacto con algún Servicio de Inteligencia.

  • 3. marlaw  |  3 octubre 2017 en 8:47

    Pero esas, son siempre Avenidas de doble mano.

  • 4. Aldo  |  3 octubre 2017 en 13:44

    en la época del estado feliz-periodistico del mundo subjetivo hay que dejarse llevar sin calentarse demasiado ,,, aca en argentina se la ponen contra una pared en poco tiempo ( pueden ser años ) al contrario de los que algunos creen yo no creo que halla tipos muy preparados en el periodismo ( como decía Peron sobre los servicios : ” hablan mucho de inteligencia pero inteligentes no hay ninguno ” ) si la cosa se pone mas brava pueden ser efectivos por que la inteligencia ya no importa sino la fuerza , Pero en fin , el periodismo argentino va contra una pared , no resisten ,, son buchones , brutos , chupamedias , en un barrio normal a Fernando Carnota lo cuelgan de un travesaño y lo dejan pasar allí toda la noche para que no sea tan chupamedias y botón, cosa muy relacionada al periodismo

  • 5. r .nadaud  |  4 octubre 2017 en 10:05

    Mercado El Cardonal, Valparaíso : los puesteros leen La Estrella, los clientes, de los cerros, humildes,compran La Cuarta.
    diarios populares, berretas.
    interesante esode determinar con rigor posmo “lo único que quieren”.
    y saber también “que no creen en nada”
    a 200 metros está el edificio de la Católica, con becarios extranjeros, le tendrán que decir al pobrerío lo que un tal Fucó ha dispuesto para ellos.
    ya que lo “único que quieren es pedorrearse en su ignorancia” como si la verdad sirviera para algo en Nanterre.
    ah, si queréis becas ni se les ocurra el rigor de Aristóteles o
    de Platón : demodé querido.
    les viene bien el mini-chanta-malismo : que te vas a reventar reflexionando y menos explicar tus frases,: “otro siglo de siglas”
    los arsitoi con sus au pair tenían una niñez de clásicos, llegar a la decadence con buenas maneras, pero esto de clase media leyendo de rebote y taquito los de moda en el 68, adieu.

  • 6. r .nadaud  |  4 octubre 2017 en 10:08

    PD Aconsejo no leerme, puro delirio : por ahí la cosa farmaco no funciona.

  • 7. Marcelo Grynberg  |  4 octubre 2017 en 11:23

    Roberto: me intersan sus opiniones, las considero valiosas, aunque no siempre estoy de acuerdo con ellas.
    Saludos

  • 8. r .nadaud  |  6 octubre 2017 en 10:50

    Marcel : te debo un chori avec birra.

  • 9. marlaw  |  6 octubre 2017 en 11:12

    Marcelo recurro a usted para que me ayude con mi falta de memoria para tratar de escribir algo que estoy pensando. Creo recordar que cuando comencé el Colegio Nacional, En esas primeras clases de Matemáticas, el profesor, hablaba de un ente matemático,( cuyo nombre no recuerdo) y que tampoco puedo recordar si su nombre era “postulado”, como en el caso del “de las trés posibilidades”, que no admitía demostración. Se trataba de algo dado, de un supuesto, de un punto de apoyo, desde el cual se partía, para luego erigir todo el edificio lógico inductivo-deductivo del que se valen las matemáticas
    El nombre olvidado me interesa, porque me va a servir de apoyo para lo que estoy tratando de decir a partir de él.Gracias in advance.

  • 10. Marcelo Grynberg  |  6 octubre 2017 en 12:40

    Marlaw: supongo que son los “axiomas” a lo que Ud. se esta refiriendo. Dado un numero minimo de ellos, en principio deberia ser posible demostrar la verdad o la falsedad de cualquier proposicion dentro de un cierto universo de ellas. Pero le recuerdo que para asombro de muchos matematicos Kurt Gödel descubrio que en algunas situaciones pueden existir proposiciones indemostrables o no decidibles sobre su verdad o falsedad.

    Roberot: el chori no es kosher, pero le agradezco igual 🙂
    Saludos

  • 11. Marcelo Grynberg  |  6 octubre 2017 en 12:41

    Perdon, quise escribir Roberto.

  • 12. marlaw  |  6 octubre 2017 en 12:50

    “Si nos sacamos la máscara de la Lógica y desnudamos lo que oculta: ¿con qué nos encontramos? Con Papá, es decir con la Teología, en fin: Dios.”

    Yo creo que no nos deberiámos alarmar, ni descalificar apriorí, una idéa o una escuela de pensamiento sí al final nos encontramos con la figura de Dios, ni deberiamos considerar a esto como un escollo si el resto de una construcción filosófica resulta razonable, y se adécua a la realidad, si esta al aplicarse funciona, si resulta inteligible, y no resulta algo rebuscada o traída de los cabellos, dado qué. sí no creemos en Dios, podemos sustituir la idéa de, por una abstracción, por un supuesto dado, del mismo modo en que se hace con las matemáticas.

    Cuando Hans Kelsen, formula su Teoría Pura del Derecho, este para erigir toda su construcción de lógica jurídica, también parte de un supuesto: El Primer Constituyente. Desde luego que la figura del primer constituyente, aparece colgada de un pincel en el techo. Bien podría haber sido Dios el primer constituyente, pero esto no invalida para nada al resto de la Teoría que funciona perfectamente, y se adecua a la realidad de lo que hoy en día se puede llegar a considerar que es un Estado de Derecho.
    A su vez la Escuela Iusnaturalista, que es la que se le opone, tiene como último fundamento también a Dios, pero comete una “trampita”; porque se vale de Dios, pero para reforzar la autoridad de sus afirmaciones, para hacerlas irrefutables.

    En este sentido creo que una escuela o una idéa filosófica deberia ser cuestionada, solo si se vale de Dios, para imponerse e impedir su cuestionamiento atribuyéndole a este la validez de sus afirmaciones.

  • 13. marlaw  |  6 octubre 2017 en 13:16

    Marcelo recién veo su cometario, no sé si apareció después que yo comencé a escribir, o estaba de antes, y estaba tan abstraido, que no pude reparar en él. De todos modos: Muchas Gracias por su pronta respuesta.

  • 14. marlaw  |  6 octubre 2017 en 23:13

    Marcelo esuve viendo los axiomas de Peano, en la sucesión de números naturales, y cuando se incluye a Cero en esta sucesión y las palabras: axiomas o postulados se manejan como sinónimos, pero yo tenía la idéa o la reminisencia que existía otra palabra. gracias

  • 15. marlaw  |  7 octubre 2017 en 0:17

    Profesor: Usted entre otros periódicos menciona a La Razón. Yo recuerdo una tarde,noche, que salió una edición de este diario que debe haber sido por el año 1957 o 1958, cuando los Rusos, enviarón al espacio el Sputnik su primer satélite artificial. La Razón había incluído en la parte central de su primera página, el discurso de un Cardenal, cuyo nombre ahóra no recuerdo.En esa nota, este bramaba enloquecido, vociferando rayos, y centellas, porque el hombre, (los rusos) habián tenido el coraje de atreverse a invadir los espacios celestiales.

  • 16. marlaw  |  7 octubre 2017 en 1:11

    Otra cosa que recuerdo del Diario La Razón, era durante la época de los Planteos Militares, al Gobierno del Dr. Arturo Frondizi. Cada vez que había un plantèo militar, de los hermanos Toranzo Montero o Toranzo Calderón, no recuerdo bien sus nombres, en las páginas de La Razón aparecía un misterioso submarino, en las prximidades de Golfo Nuevo, en la Patagonía.

  • 17. Marcelo Grynberg  |  7 octubre 2017 en 10:07

    Marlaw: en el siguiente link de wikipedia:

    https://en.wikipedia.org/wiki/Hilbert%27s_program

    hay un resumen sobre estos temas originados en los intentos de axiomatizar la matematica (el llamado “programa de Hllbert”).
    Saludos.

  • 18. Marcelo Grynberg  |  7 octubre 2017 en 10:40

    Genealogias: siguiendo un poco con el tema de las matematicas
    (“reina de las ciencias”), copio un breve parrafo tomado de
    un ensayo de R. Mondolfo: “Origen del ideal filosofico de la vida”.

    “Platon continua y desarrolla una tradicion que retrocede al pitagorismo. Este ha vuelto a afirmar con el orfismo la oposicion entre el alma y el cuerpo y la exigencia catartica para la liberacion del ciclo tremendo de las generaciones, pero ha trasladado esta catarsis del terreno de los ritos religiosos al de una elevacion espiritual que se realiza sobre todo por medio del conocimiento y la contemplacion. Un misterio nuevo que sustituye de esta manera al de los ritos: el misterio de la ciencia, no menos sagrado que el anterior, ni menos apto para convertir en santo a su cultivador.”

  • 19. marlaw  |  7 octubre 2017 en 22:58

    Muy bueno el párrafo que trajo a colación Marcelo.

  • 20. marlaw  |  9 octubre 2017 en 7:45

    “Si nos sacamos la máscara de la Lógica y desnudamos lo que oculta: ¿con qué nos encontramos? Con Papá, es decir con la Teología, en fin: Dios.”
    Aquí vemos una manifestación en la antigua Grecia, que confirma la hipòtesis del Profesor.

    “Pues, ¿qué les llega a conclusión a los hombres sin la intervención de Zeus? (ESQUILO, Agamenón, 1485).”

    Y esta otra una mirada de la Grecia antigua, a la problemática del ahora llamado:”Cambio Climático”, que tanto agobia a los productores agropecuarios.

    “Cuando Zeus se enfurece con los hombres, que en la asamblea decretan violentamente sentencias injustas y arrojan a un lado la justicia sin preocuparse del ojo vengador de los Dioses, los furiosos ríos inundan entonces los campos, las fragorosas inundaciones se precipitan de los montes arrasando las orillas. . . (HOMERO, litada XVI, 386 y ss.).”

  • 21. marlaw  |  9 octubre 2017 en 9:27

    La última cita, está auspiciada por Monsanto.

  • 22. r .nadaud  |  14 octubre 2017 en 19:36

    diario La Razón : Ortega y Gasset en BsAs sentía la presencia de Kant en sus primeros días en la ciudad : luego reparó en los canillitas voceando los diarios Crítica y La Razón.

  • 23. r .nadaud  |  14 octubre 2017 en 19:45

    qué presencia sentirá el Golem al escuchar al rabino de Praga llamando al Hacedor, el que descansó bajo la especie de suave brisa
    en las primeras aguas de la Creación.

  • 24. r .nadaud  |  14 octubre 2017 en 20:17

    puede que los creyentes y teólogos no se desconcierten tanto.
    no como los posmo a los tumbos por laberintos de palabras que querrán remitan a ideas o sabe Alá qué.
    si hemos de sazonar la vida con las hierbas aromáticas de la cocina francesa, nos pasaremos eones poniéndonos de acuerdo en cual de las ousía estamos : sustrato (hypokeimenon) esencia(to ti en einai) forma( eidos) materia (hyle) compuesto (synolon) y esto es lo minimo en Aristóteles.
    o sea hay más : el estagirita es duro en los principios como el buen turrón : sensata entonces la propuesta: dejar a los griegos en taphon.
    y cuidado con la tentación de señalar a los no ateos como delirantes, que los muchachos disfrutan en diferentes dimensiones de la estadía en el planeta sintiéndose parte de una literatura fantástica.
    piensas un congreso de philosophes luego de las ponencias conformando un fresco alucinado por Buñuel : mirándose
    catatónicos : qué dijo cuando no dijo lo que diría.
    cada cual elija el mar a él debido.
    y una vez naútes, ellos, nuestra memoria, ellos, mil navegantes nos dirán que Itaca no fue un sueño.

  • 25. r .nadaud  |  14 octubre 2017 en 20:21

    o como diría Sandro de América: Una muchacha y una guitarra para poder cantar…the rest is noise.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Subscribe to the comments via RSS Feed


Archivos

Categorías

Comentarios recientes

Alejandro A en Bitácora 97
Alejandro A en Bitácora 97
marlaw en Bitácora 99
r .nadaud en Bitácora 95
Marcelo Grynberg en Bitácora 95

Calendario

octubre 2017
L M X J V S D
« Sep   Nov »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

A %d blogueros les gusta esto: