espejitos de colores amarillo y naranja

17 noviembre 2015 at 10:49 18 comentarios

El alivio de no escuchar por un tiempo un relato mentiroso que habla en nombre del Bien y que narra una epopeya confeccionada a medida de jefes y jefas políticos, no nos hace por eso creíbles los optimismos en boga en tiempos electorales.

No hay por qué creer en nuevos milagros argentinos. No por ser pesimistas vocacionales, pero al menos para no comprar ingenuidades baratas. Mejor estar despiertos a lo que viene. Dicen los candidatos que lloverán inversiones financieras y otras destinadas a obra de infraestructura, que las exportaciones explotarán y la confianza renacerá.

¿Por qué se nos dará semejante transfiguración? Basta leer los diarios para enterarse de la crisis de los países emergentes, de la caída en los precios de las materias primas, de la reconversión de la economía china hacia un mercado interno estimulado para el consumo, del consiguiente estrechamiento del comercio internacional, del alza de las tasas de interés en los EE.UU y la fuga de divisas del Sur al Norte, de la crisis política y económica de nuestro socio principal, Brasil…¿por  qué entonces nuestro pequeño país en términos económicos se levantará solito por encima de la región y del mundo? Hasta Vaca Muerta parece agonizar por el actual precio del petróleo.

Un blanqueo de capitales, emisión de nuevas deudas, ingreso de dólares por venta de granos, no serán más que paliativos transitorios aún cuando sean enunciados con enormes titulares.

Veo el futuro del país complicado, más aún por las demandas sociales insatisfechas, y un consumo adobado por una emisión irrefrenable que a pesar del riesgo hiperinflacionario que connota, tiene beneficios secundarios que nadie quiere perder.

Hay algo más que elecciones y promesas emitidas por dos candidatos bastante mediocres en lánguidos debates, al lado de economistas que tiran cifras como en un remate de ilusiones.

Anuncios

Entry filed under: General.

La mentira llamada “menemismo” LA ENSEÑANZA DE LA FILOSOFÍA 155

18 comentarios

  • 1. marlaw  |  17 noviembre 2015 en 12:10

    La Verdad es que “Vaca Muerta” es un nombre lo suficientemente alegórico, que no presagia nada bueno. Lo primero que debería hacer el nuevo gobierno, para alejar la mufa que dejan los que se retiran, es buscar un nombre mas optimista, que inspire confianza o despierte la libido dormida como por ejemplo: “Vaca Ardiente”

  • 2. philo  |  17 noviembre 2015 en 12:45

    profe ayer despotricaba como un chico al que no invitan a un cumpleaños, y lo hacia a escondidas de su mujer, como si o fuera a retar

    y hoy esta onda bajon

    sabe cual es su problema mucho pensar

    le recomiendo RES NON VERBA

    o salir a patear tachos, a usted le falta calle

  • 3. Elías  |  17 noviembre 2015 en 13:53

    Si gana el compañero Mauri, para darle un toque cultural a su gestión, el yacimiento petrolífero Vaca Muerta pasará a llamarse Res non verba.

  • 4. rodolfo lópez  |  17 noviembre 2015 en 18:19

    Son muy interesante este comentario y el anterior del Profe. En este, a pesar de presagiar tiempos difíciles, la hinchada contesta con bromas. Hacen bien porque Argentina no es seria. El gobierno saliente acaba de ser demandado por emitir, para durar hasta Diciembre, 25.000 millones de dólares en bonos convertibles en Marzo/16. El bono se compró a $10. 5! y se cambia en Marzo por billete dólar! que pagará el próximo gobierno (para esto que sea el peronista light Scioli ¿o se llama Celestino Rodrigo?). Saludos.

  • 5. Gustavo  |  17 noviembre 2015 en 20:48

    Lo de Brasil también suena medio extraño. O será que como a muchos no les conviene lo tiran para atrás. Yo me acuerdo que cuando se inicio el proceso de Lula todos hablaban maravillas, los mismos medios que hoy lo critican decían que era el ejemplo a seguir, una potencia. que nos llevaba un monton de ventaja en comercio, industria, progreso, infraestructura, etc
    Y a lo local ya no se mas nada. Tanto hablan contra el FMI y Kicillof se reunio con Lagard. Entonces como es la historia. No me gustaría que los centros turísticos vuelvan a estar vacios porque conviene irse afuera, que a la Argentina no viniera nadie por ser un país caro, que las pocas fabricas o talleres que asomaron quiebren, que los científicos deban volver a irse a buscar oportunidades afuera. Prefiero que siga asi.

  • 6. marlaw  |  17 noviembre 2015 en 22:32

    Dolorosa pero real información la suya Rodolfo. Hace ya mas de 2000 atras, el genio Romano, definio a la política como: “el arte de lo posible” Los mas jóvenes pueden asimilar esta definición a la: “resignación”. Un pensamiento mas elaborado puede suponer que la misma encierra una tautología. Lo cierto del caso es que la “realidad” condiciona todo obrar humano, íncluida la política, y cuando alguién alguna vez intentò sobrepasar los límites que esta impone, inevitablemente las cosas desembocaron en tragedia. Dura lección, que deberíamos tener siempre presente.

  • 7. Diana  |  18 noviembre 2015 en 1:41

    A estos discursos, solo cabe… “una sonrisa filosófica “,al decir de Foucault! Y los períodos presidenciales, deberían volver a cuatro años de mandato, si se reforma ese “Decreto”, de la época de los decretos, el padecimiento argentino sería más tolerable y no tendríamos que sufrir mas de una década.

  • 8. marlaw  |  18 noviembre 2015 en 3:22

    El verdadero problema con los espejitos de colores los tenemos los que como en mi caso somos daltónicos

  • 9. Alejandro A  |  18 noviembre 2015 en 13:14

    Del debate del domingo, y en general de las ideas expuestas en general por ambos candidatos surge claramente que los problemas del país se arreglan durante los primeros cuarenta y ocho dias del gobierno próximo. Una ligereza y una mentira: “Al cepo lo levanto el 12 de Diciembre (MM)” “En enero vamos a estar vendiendo dólares a 10 pesos (DS). Resumo aquí unas líneas que inspiran éste, y el anterior post del profesor Abraham: La historia argentina no responde a las leyes del materialismo histórico, ni a los principios generales de la Evolución del espíritu humano, ni a las tesis históricas del cristianismo, sino a los principios que en 1827 describiera el escocés Robert Brown y que llevan su nombre “Movimientos Brownianos o estocásticos” -equiparables al vuelo de las moscas en un cuarto cerrado y popularizados por nuestro Julio Cortázar en Rayuela- hablando en criollo, sin ton ni son.
    Los que hoy temen un retorno a los noventa habrían sido sus principales beneficiarios y votantes (todos) y agrego, quienes facilitaron la reelección mediante una reforma constitucional fueron quienes hoy apoyan al candidato MM? Las moscas de Brown vuelan en conjunto hacia algún lado? queda alguien afuera?

  • 10. Elías  |  19 noviembre 2015 en 13:08

    Marlaw, la conocida frase “la política es el arte de lo posible”: ¿no es de Aristóteles? ¿genio romano? non capisco.

    En un video que se puede ver en youtube, Perón (que algo entendía del tema) define a la política como: “una sucesión de hechos concretos en cada uno de los cuales las circunstancias varían diametralmente”.

    En ese mismo video, el General afirma que “conducir no es como muchos creen mandar, conducir es distinto a mandar, mandar es obligar, conducir es persuadir y al hombre siempre es mejor persuadirle que mandarle (…) en la conducción política esta es una regla que no se puede romper en ningún caso.

  • 11. Pablo Fasoli  |  23 noviembre 2015 en 1:07

    Es verdad que a mas de uno ,nos resulta casi irritable esta euforia desmedida por la Argentina maravillosa que parecen predecir los seguidores del macrismo ,,,pero creo que los realistas ,,,no los fieles a la corona española sino a la realidad cruda de nuestra situacion nacional precaria con un Banco central casi en banca rota etc etc ,,,,,la gran alegria de varios en los cuales me incluyo fue el final de esta especie de dictadura democratica en la cual la materia prima fue el odio ,la revancha y la division y usar la bandera ensangrentada de los que perdieron la vida de verdad como estrategia politica ,,,nada mas perverso y asqueroso ,,,una verdadera campaña de marketing con esencia de materia fecal ,,,,los que perdieron la vida por un supuesto mundo mejor creo que estarian espantados de ver lo que hicieron en su nombre ,,,,,Aunque Menem tenga mucho de despreciable y espantoso ,logro en los 90 una especie de paz social ,tal vez un poco artificial ,,pero que bien viene la unidad nacional en el sentido estricto de la palabra ,,,Siempre seguira el arriba y el abajo lamentablemente como viene la mano en nuestro mundo actual ,,,pero los lobos disfrazados de corderos de un humanismo maquillado pretendiendo ser Holanda ,,,,utilizando por lo menos en gran parte esa estrategia como un oportunismo politico ,,,, nunca me intereso mucho la politica salvo ahora o estos años que vivimos ,,,donde mas que una politica enserio parecio una campaña publicitaria donde muchos cayeron y creyeron ,,,,,pero como decia Nietzche Dios ha muerto, pero por favor no sigamos creando otros dioses ,,,ya tuvimos demasiados en nuestro pais ¡

  • 12. Elías  |  24 noviembre 2015 en 21:38

    Alguna explicación racional del por qué Macri iba ganando por 9 o 10 puntos, fácil,cómodo… y de pronto…se acerca Scioli a 5 puntos…se acerca Scioli a 3 puntos si la elección -cual Gran Premio Pelegrini- duraba 100 mts más…final de bandera verde,y…¡ganaba Scioli!

  • 13. philo  |  27 noviembre 2015 en 9:42

    Que maniobra turbia hubo no se, pero que pasado el recuento del 60 % de los votos cambie la tendencia QUIEBRA LAS LEYES DE LA ESTADISTICA.

    En Exactas consideramos que tenemos que revisar dichas leyes,jaja

  • 14. Elías  |  27 noviembre 2015 en 11:43

    Recién se me resbaló la birome y cayó al piso. Al menos, la ley de gravedad sigue vigente.

  • 15. Marìa Inès Alsina  |  28 noviembre 2015 en 12:31

    Estimado Profesor: un placer descubrir este sitio y poder leer sus columnas y comentarios, todos interesantes y como una bocanada de aire fresco en medio de tanto fanatismo del lenguaje circundante que se baja desde el poder en curso: “ellos y nosotros; los enemigos; el pueblo; los buenos y los malos…bla bla bla…”
    A raìz de tanto cruce de ideas fanàticas de los ùltimos tiempos, de considerar “traidor a la patria” al que piensa distinto..me acordè que hacìa muuuucho…habìa comprado un libro llamado “La lechuza y el caracol” y volvì a releerlo, incrèdula ante la actualidad que tiene a pesar de sus màs de tres años de publicado.
    Lo felicito; casi estoy tentada a pensarlo como un vidente…sus años y su capacidad de observaciòn y anàlisis le han permitido preanunciar con lujo de detalles los años por venir… aunque me hubiera gustado que se hubiese equivocado… a ser sincera…
    Le decìa que a raìz de esta relectura y demàs…me han vuelto las ganas de retomar charlas y o talleres y o cursos de historia argentina, desde un punto de vista de anàlisis y comprensiòn, no obviamente de “bajada de lìnea de la verdad indiscutible”.
    Vivo en el interior, con lo cual mi ùnico acceso es vìa internet.
    ¿Usted profesor da o me recomendarìa algo al respecto?
    Por lo pronto, seguirè disfrutando este sitio con enorme placer.
    Y gracias por compartir sus pensamientos,
    Un saludo,

  • 16. Elías  |  29 noviembre 2015 en 12:03

    Hablando de videntes: “el cincuenta y cinco, la provincia de Córdoba nos salvó (…) El otro. J,L.B.

  • 17. David  |  18 diciembre 2015 en 20:53

    por suerte se fueron los fascistas y llegaron los fascistas. Payaso

  • 18. Elías  |  19 diciembre 2015 en 13:42

    David, ¿nunca escuchaste la frase que un clavo saca a otro clavo? Bien, acá es exactamente lo mismo: un fascista saca a otro fascista. Dramático


Archivos

Categorías

Comentarios recientes

Marcelo Grynberg en Bitácora 95
r .nadaud en Bitácora 95
marlaw en Bitácora 99
Marcelo Grynberg en Bitácora 95
r .nadaud en Bitácora 95

Calendario

noviembre 2015
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

A %d blogueros les gusta esto: