Dos décadas ganadas (Perfil 26/5/2013)

26 mayo 2013 at 7:42 40 comentarios

Dos décadas ganadas

 

Tenemos la sensación de que los Kirchner gobiernan hace una eternidad. Parecen funcionar como un sinfín. Y, sin embargo, apenas nos damos cuenta de que recién van a cumplir un mandato que duró el mismo tiempo en que un presidente llamado Carlos Menem gobernó a la Argentina. ¿Puede ser que los argentinos hayamos soportado sin chistar a un presidente innombrable durante un lapso de tiempo equivalente a esta década que se dice ganada? Y sí, no sólo soportado sino bendecido, disfrutado, votado, revotado, y vuelve a revotar en el 2003 en el que le ganó a todos los otros candidatos que se le opusieron en nombre de la ética como Carrió; en nombre de la libertad de empresa y la calidad institucional como López Murphy; en nombre del peronismo auténtico como  Rodriguez Sáa; en nombre de la producción y del trabajo como Kirchner. A todos les ganó.

Ganó con nuestros votos, no hay que olvidarlo.

El problema – suponiendo que hay un problema – no es el poder en la Argentina sino la sociedad. También somos poder, y lo ejercemos con frecuencia. Nadie ejerce el poder político en nuestro país sin el apoyo de la sociedad civil, y no de un sector minoritario sino mayoritario de la ciudadanía. El considerarnos víctimas de cada gobierno caído o en decadencia, y socios triunfantes del que puede aprovechar ciclos de bonanza, cubrirnos las espaldas con los pobres y los desaparecidos para extorsionar con la culpa a adversarios políticos, no nos exime de responsabilidades aunque fuere por lo que hemos pensado y dicho, sino hecho.

Por eso da tanta bronca a tantos seres recelosos ciertos recordatorios, porque rompen el espejito en el que el poder vigente quiere reflejarse, y se lo rompen también a todos los sectores sociales que no quieren perder la imagen que paladean de sí mismos.

Este gobierno es un desastre, perdón por la falta de matices, pero el horno está para bollos. Como lo ha sido el de Menem. Pero no hay nada que lamentar. Son muchos los que pueden participar del festejo del brindis en conmemoración de dos décadas ganadas por haber elegido cuatro veces a los mismos candidatos y ganar cada uno de los escrutinios.

¿Pero por qué entonces un desastre? No por lo que el kirchnerismo hizo. Lo que hizo a veces lo hizo más o menos bien como los tres primeros años o menos bien los tres siguientes, o mal los que le siguieron. La guerra estadística por fuera del Indec es constante. El ciclo virtuoso del 2003 al 2006, luego el inicio del ciclo vicioso, para terminar con el totalmente pecaminoso, hace de la economía nacional un logaritmo trunco. Por lo general el periodismo y las consultoras entregan el número de la suerte y festejan el premio que se otorgan a sí mismos.

Por eso lo que este doble gobierno hizo tiene sus facetas y sus fases. Pero su carácter calamitoso reside en lo que nos deja. Argentina no es Venezuela. No se alfabetizó a millones de personas fuera de la lectoescritura. No vinieron miles de médicos cubanos a tratar enfermedades de los sectores más pobres. El kirchnerismo nos va a dejar un cráter. Pero no es un agujero negro cósmico sino político, es decir programado. Menem le dejó al impávido de la Rúa un bombita que se llamaba deuda externa, déficit fiscal, patacones y bonos provinciales, desocupación masiva, y el fantasma más temido de los economistas, un espectro terrorífico como la hiperinflación: la deflación.

Y así le regaló el paquetito a de la Rua, otro al ahora tan querido Alfonsín y un boleto de vuelta a los del Frepaso en vísperas de ser reciclados. Un acto de generosidad para que se diviertan con el sermón de la ética, de la educación y de la democracia. Tic tac tic tac

Y booom! Se fueron al diablo, con unos cuantos millones de connacionales.

Veamos ahora el paquetito que va a dejar el matrimonio Kirchner una vez que el kirchnerismo se vaya por mucho o poco tiempo o para siempre. Porque todo se va, es así, nada queda para siempre, es una ley universal.

Pero desanudemos el moño para ver qué nos regalan. Millones de personas que viven de aportes estatales. La mitad del país sino más, convertidos en asistidos sociales. Transportes y servicios subsidiados, incrementos de los sueldos de los empleados públicos de un cuarto de su monto total por año. Una inflación incontrolable. Un gasto público cautivo. Una Caja menguante.  Modernización tecnológica cero. Tecnópolis es una cosa, los científicos repatriados otra, y otra bien distinta el área de servicios empresarios, atención al cliente, la producción propia de bienes de alto valor agregado y una estrategia de inserción en el mercado mundial que no dependa de las lluvias.

La industria argentina en el mundo tiene un nivel de productividad bajísimo. Por algo representantes de La Salada acompañan al secretario de Comercio a Angola.

Política de comercio exterior que permita la financiación de obra pública y emprendimientos de infraestructura como energía, transportes, comunicación, nada. Parece ser que la política más redituable en términos electorales es la asistencia, y no el desarrollo sustentable. Hay poco trabajo blanco de calidad: al no mejorar la productividad difícilmente mejora la calidad del trabajo que depende de la educación, de las nuevas tecnologías, de innovaciones en la gestión empresaria, la competitividad y de un Estado eficiente.

¿Plan de viviendas después de diez años? No hablemos de Sueños Compartidos porque es un tema penal, sino de lo que se trata de inventar ahora para que los bancos hipotecarios recuerden para qué fueron creados.

¿Villas miseria? Cada vez hay más y con más gente sin que se hayan hecho obras para que se conviertan en lugares habitables en términos de salud y seguridad. Hubo sí creación de viviendas en lugares como San Juan y Jujuy bajo una red de mandos feudal y cobertura de mineras.

¿Lucha contra el narcotráfico? Vía libre para los aeropuertos clandestinos, radares por instalar algún día que no es hoy ni mañana, infiltración criminal en los poros de la sociedad que deberían estar ocupados por quienes tienen la misión de protegernos de esas mafias. Muerte por paco y tiroteos entre colombianos en los shoppings.

¿Seguridad? No es un asunto de rubios sino de morochos. Basta ver las investigaciones como las de Javier Auyero para terminar con el cuento de que la inseguridad es una sensación y un reclamo gorila. Quienes más la padecen y del modo más cruento, son los pobres.

¿Lucha contra la corrupción? Bueno, no hay que abundar en ese tema porque el gobierno se enoja y puede sacar una ley por el Congreso que prohiba toda otra noticia que no sean los resultados del campeonato argentino de futbol. Todo el resto lo condena por  subversivo, o destituyente, elijan el vocabulario que quieran.

¿Calidad institucional? Son dos palabras que empleó la presidenta en su campaña del 2007 cuando creía que era un faltante del gobierno de su esposo. Ahora son dos faltantes y medio.

¿Cultura? Hermoso tema. Eso sí que está bueno…¿se dice así? ¿está bueno? ¿No se decía en otra época “está bien”? ¿Por qué nadie dice “está malo”? ¿Cuánto tiempo esperaremos para que se diga está malo que Independiente se vaya a la B, o que está malo blanquear capitales sin pagar nada? A ver…a ver …a ver… veremos como es posible recepcionar algo que amerite una premiación semántica…está buena…así sí, está rebuena… encontré la palabra: la cultura y la batalla están rebuenas porque hay consenso entre afines, adláteres y supuestos críticos en que el kircherismo ganó la batalla cultural. Los pibes son K, los pendeviejos son K, los hijos, las madres y las abuelas son K, y los que no son K no lo son porque los K no son lo suficientemente K como prometían.

Se asegura que nada ni nadie podrá volver atrás. No hay retorno posible. Hay un cambio cultural irreversible. La cultura es muy importante. Basta ver la metamorfósis que presenta la Biblioteca Nacional convertida en un Correo Central que emite mediante asambleas de posgraduados un buen número de cartas abiertas, y el Correo Central convertido en lo que se anuncia como uno de los centros culturales más grandes del mundo. Es lo que los sociólogos vanguardistas llaman “estallido de las instituciones”. Una excelente muestra de  posmodernidad.

Y nuestra afición tan auténtica por conocer nuestro pasado, ese ronroneo que nos da un dormir placentero cuando nos cuentan las mil y

una noches de nuestra epopeya liberadora de los demonios de afuera y de adentro. La leyenda infinita que nos parece crucial para saber quienes somos…a propósito, ya que estamos: ¿quiénes somos?…

Gracias revisionismo por develarnos quien fue Mitre. Gracias por todos los feriados que nos regalas. Todos los hoteles de la costa agradecen al Instituto Dorrego el recordatorio de nuestras efemérides patrióticas.

Hablemos de la educación pero sin tomar las cosas a la tremenda. ¿Alguien puede negar que en la actualidad casi todo el mundo está matriculado en una institución educativa? ¿Acaso no están todos los chicos y chicas adentro? No importa si están afuera o adentro del aula, o en la vereda, o en el baño, o tomando la única comida del día en una sala, pero están adentro y los profe cuando no hay paro dicen que también lo están.

El ministro Sileoni apoya a los alumnos que ocupan colegios. Los docentes sugieren que se hagan congresos para que todos los enseñantes participen, muchos congresos por favor, en lo posible uno por semana, preferentemente los viernes, para discutir un nuevo plan educativo.

Queremos más cursos de capacitación docente con todo incluído para poder lidiar con los problemas que se suscitan desde la primaria hasta la universidad. Hay un rubro que debemos tomar cada vez mas en cuenta, es el de la repitencia, otra palabra que está bueno recordar porque lo amerita.

En la universidad tenemos alumnos que faltan a los parciales. ¿Por qué faltan? Los motivos son varios.  Un alumno puede enfermarse, puede tener un problema laboral, o tuvo que cuidar a la abuela, puede tener un problema con el transporte, o un problema climático, o sea, inundarse.

Los profesores de la universidad sabemos por reglamento y tradición que los estudiantes que no se presenten al primer parcial tiene la posibilidad de recuperarlo después del segundo parcial. Aquel que haya estado ausente o sido aplazado en ese segundo parcial también tiene la posibilidad de recuperarlo cuando recuperen los del primero. Aquel que falla todas las veces tendrá la posibilidad de recuperar todo un montón de veces y convertirse en un “remanente”.

Un alumno que padece de repitencia reposa en el casillero de los remanentes hasta que pueda ser recuperado. Todo con “re”.

Tengo al presentimiento de que las autoridades educativas han comprendido que el capitalismo globalizado es un sistema de oportunidades, con el agregado nacional, que es el de las oportunidades desperdiciadas. Pero nada se pierde, todo se transforma.

Perdonen esta intromisión algo anticuada, pero para mi el problema es que los que faltan es porque no estudian y los que no aprueban es porque no estudian y no estudian porque da lo mismo que estudien o no, y da lo mismo porque al ministro le da lo mismo y al ministro le da lo mismo porque lo mismo da.

Pasemos de la educación a los derechos humanos. Hay un acuerdo general de que los derechos humanos fueron violados durante la dictadura del Proceso. No hay un acuerdo sobre el concepto de crímenes de lesa humanidad en cuanto aplicables a lo que pasó en nuestro país. Ni sobre la pertinencia de la palabra genocidio que en siglo XX remite a la exterminación de grupos raciales, étnicos, religiosos y no a enemigos políticos. Ni sobre quienes tienen que estar exentos o incluidos en el acta de acusación del delito mencionado ya que hay amnistías para algunos y condenas para otros.

Tampoco hay un acuerdo general sobre el alcance de los derechos humanos que abarcan del derecho a la vivienda digna a la condena de toda tortura y apremio físico de parte de aparatos estatales. Ni sobre qué es una democracia ni sobre el despotismo o la tiranía. Hay más consenso en lo relativo a qué es el populismo: un gobierno de ricos votado por pobres, relatado por E. Laclau y Victor Hugo.

¿Qué sucede cuando un mandante es elegido por la mayoría del pueblo de una nación y luego se mofa de todo? ¿Qué es lo que lo limita en el poder? La Constitución. ¿Qué sucede si la Constitución no le conviene y decide modificarla para que le convenga? Nada, no sucede nada, en realidad, no más que lo que sucede en la Argentina.

 

º

 

Anuncios

Entry filed under: General.

No te alejes de mi (canción) Revista Ñ (25/5/2013) Introducción a mi desconocimiento de Shakespeare

40 comentarios

  • 1. Diego Balducci  |  26 mayo 2013 en 11:00

    Brillante Don Tomás. Gracias

  • 2. Francis Bacon  |  26 mayo 2013 en 11:41

    Dios, por favor, nunca imagine que alguien en este “domínico” país de “viudas adoratrices de la palabra”, fuera lo tan jesuita posible y pudiera destrabase de la “Transubstanciación” del apellido Kirchner. Dios, que alguien nos señale barrocamente el camino de la sanación con la simple y laica enunciación de apellidos, more geométrico demonstrata del lado oscuro del silencio, es todo un acto de autodeterminación y ruptura intelectual, Que alguien asuma el riesgo y ponga en riesgo su integridad y el de su entorno cívico para liberarnos de los logaritmos del clarinetista INDEC, merece que en el altar de nuestra carne pecadora lavemos con su sabiduría nuestra ingrata atención y descuidada concentración. Dios, como no pudimos reconocer en este humilde siervo de las cicatrices, a un provocador del pensamiento, a un verdadero revolucionario del VERBO.

    Dios, es hora de que sea hora, según el poeta, pero antes concédenos el tiempo y la capacidad para volver a la lectura de estos textos de peregrinación y rebelión, que tu becerro hijo Tomas, nos iluminó…

    Dios, bien sabes que fuimos confundidos y convertidos en pequeñas criaturas aturdidas por la culpa y la compasión del Futbol para todos, pero por intercesión de tu misericordia ayúdanos a volver a nuestro cuerpo eucarístico para que podamos vivir en la plenitud de nuestro propio impulso accionario blue.

    Dios, perdónanos, por que no sabemos lo que hacemos…

    P.D.: Dios, puedes gestionar que un lobbysta patrocine mis súplicas con la publicidad del Arcangel Mauricio. Gracias o Amen.

  • 3. Elías  |  26 mayo 2013 en 12:19

    A pesar de lo que opinan los detractores del modelo, he encontrado al menos una coincidencia notable entre los artífices de la Revolución de Mayo y los artífices de la revolución kirchnerista. En ambas gestas, el apellido de uno de los secretarios se repite: Moreno.
    Los agoreros argumentaran que Mariano se formó con las lecturas -ente otros- de Montesquieu, Voltaire y Jean-Jacques Rousseau y que Guillermo si bien tiene una formación, nadie acierta en adivinar en qué consiste ésta, pero son escusas banales pues todos sabemos qué opinión tienen los contreras.
    Otros dirán que Mariano fundó la Gazeta de Buenos Ayres y que Guillermo está todo el día preocupado por el precio de la galleta en Buenos Aires, pero como -aparentemente- nunca dijo el Quijote: dejad que ladren Sancho, es señal de que vamos avanzando.

  • 4. nogoya5414  |  26 mayo 2013 en 12:38

    Excelente

  • 5. Damian  |  26 mayo 2013 en 12:55

    Le molesta la democracia, profundamente. Las sociedades se equivocan y los gobiernos también, En nombre de la perfección se hicieron atrocidades. Es triste esta análisis, no por falto de alguna razón, lleva la exaltación de la discordia a límites que sabemos a quien beneficia.

  • 6. mARCELO  |  26 mayo 2013 en 13:16

    Sorprende leer un articulo donde los temas sean tocados-(muchos de ellos históricos) tan ingrávidamente como si fuese un ejercicio deportivo , haber quien saca mas musculo no ,lo politico como un deporte mas que una elección razonable para la comunidad y para uno , En realidad esa siempre fue una constante Argentina , mira mira ahora te largo la verdad de la milanesas ,no sabes,,,,,,

  • 7. Ignorante Primero  |  26 mayo 2013 en 15:50

    Sin gongorismos : Un excelente resumen del gobierno actual !!

  • 8. tiasusana  |  26 mayo 2013 en 16:26

    Lo de Menem y sus reelecciones no lo entiendo demasiado, porque el 1 a 1 era atractivo para las clases medias y altas, pero los pobres y los indigentes…¿por qué lo votaban??
    En cambio me resulta comprensible las reeleciones que permitieron a los K mantenerse en el poder, es la política de subsidios lo que la hace posible, que la reciben no sólo las empresas, sino los pobres, y los que están bajo la línea de la pobreza, son ellos los clientes-esclavos del gobierno que los multiplica para recibir sus votos.
    La clase media no los vota (o son pocos los que lo hacen), pero es pequeña con relación a los subsidiado-dependientes

  • 9. tiasusana  |  26 mayo 2013 en 16:28

    Respecto al tema educativo, recomiendo algo que encontré en Youtube: “El Sistema Educativo en Finlandia” (subtitulado al español)
    La política educativa de Finlandia es envidiable

  • 10. Ana María Serra  |  26 mayo 2013 en 18:23

    Excelente, no podría estar mejor analizado.

  • 11. lina altieri  |  26 mayo 2013 en 19:06

    Impecable, Tomás.

  • 12. Claudia  |  26 mayo 2013 en 21:47

    Lo lei hoy en el Perfil. Muy bueno

  • 13. Sergio R.  |  26 mayo 2013 en 21:54

    En el CBC sacaron los recuperatorios y el cuatrimestre dura 3 meses. Cuando se les pregunta por qué, los docentes dicen “por tradición”. Ahora parece que acordaron incorporar un recuperatorio. El gobierno representa la sociedad, no hay duda. Basta caminar por la calle y hablar con la gente. Para mi criticar a este gobierno es ocioso, ya lo practicamos varias veces sin muy buenos resultados, la energía debería estar dedicada en analizar por qué no podemos ponernos de acuerdo en generar algo mejor, si se va Cristina, ¿quién viene? me dicen que no importa, que cualquier cosa es mejor que esto, no estoy de acuerdo, como dice Moreno Ocampo, cuando el jefe de la mafia muere, sube otro. Somos intransigentes y con una moral hipócrita la cual contradecimos con cada paso que damos. Baez, Boudou, Fariña… ¿el empresario grande y el pyme tiene una moral muy distinta? El taxista? El docente? No se, hay de todo, pero hay mucho igual a esos, y que la única diferencia es que no tienen la oportunidad de “expresarse” con poder. No todos los que apoyan a este gobierno son beneficiarios de un plan social, cobran un sueldo estatal, o son ignorantes fáciles de manipular, hay periodistas, filósosfos, y gente común que lee algo mas que los diarios.La explicación de su apoyo cuál es ¿son tarados que se dejan engañar? Para mí hay que abandonar la crítica y trabajar en construir. Hubo un Illia, hubo un Frondizi, no es que no hayamos tenido buenos gobernantes, somos nosotros, malditos malcriados.

  • 14. Gustavo  |  26 mayo 2013 en 22:31

    Bueno yo cuando gano Menem en el 2003 despues del desastre de 2001 y 2002, del que se vayan todos, supe que los argentinos no aprendemos mas. Aunque yo reconozco que lo vote en 1995. Es que tenia 18 años, recien empezaba a votar y tampoco habia demasiada informacion de los candidatos. Ademas justo saco el servicio militar y me salve. Pero despues diferencias hay. En los 90, con complicidad de este gobierno “progresista” se privatizo, se entregoo YPF, Aerolineas, se destruyo la red ferroviaria, no se cuantos pueblos desaparecieron, habia despidos. Quizas si no se hubiese llegado a tanto ahora no tendiamos tantos problemas. Y en esta decada algo se avanzo a pesar de todo. Juicio a los militares, una corte suprema mejor que la adicta de los 90, matrimonio igualitario, a pesar de todo aerolineas volvio a ser nuestra y comunica varias localidades en el interior que de otro modo desaparecerian, lleva turismo, se le da mayor importancia a la ciencia. Despues esta lo otro. Tuvimos que quedarnos sin combustible para que se acordaran de YPF, cuando antes muchos se lo advertian los trataban de destituyentes, dejan que las mineras contaminen todo en las provincias del norte, hicieron que seamos dependientes de la soja en vez de priorizar todos los cultivos o la ganaderia, dejaron los ferrocarriles en estado de abandono, cada verano hay mas cortes de luz por falta de manteniumiento en la red, la pobreza no bajo, etc

  • 15. Sergio  |  26 mayo 2013 en 22:31

    Me parece que en estas ideas conviven lo profundo y lo superfluo de una manera pocas veces vista. El rescate del pensamiento versus la representacion de una realidad a manera de chispasos, de trazos que no conforman una unidad. El autor parece olvidar que finalmente el convidado de piedra da muerte al burlador de sevilla. Acá también, la democracia puede deshacerse de sus burladores. Solo hay que ver quienes, realmente, son ellos.
    No puedo dejar de referirme a un comentario bastardo. Esto de los subsidios al “pobrerio” y su consecuente esclavitud, cuestión que destacados editorialistas de La Nacion han referido como la “revolución de la limosna”. Esos conceptos menoscaban a la gente de humilde condición. Veo mucho mas evolución en el concepto “la patria es el otro”.

  • 16. marlaw  |  27 mayo 2013 en 5:08

    Los argentinos somos como el perro que se muerde la cola. No será un juicio muy erudito pero es verdad

  • 17. EF  |  27 mayo 2013 en 10:19

    triste realidad desafortunadamente

  • 18. db  |  27 mayo 2013 en 13:25

    El principal referente de la vida política y social de la Argentina debería ser Fabio Zerpa. Los argentinos creemos que nuestro país es la principal plataforma para el desembarco de extraterrestres. Todo lo que pasa en el país se lo deberíamos a los marcianos. Es notable la capacidad de nuestros compatriotas para no darse por aludido cuando le chistan para decirle que es responsable también por este gobierno horroroso, aunque no lo haya votado, lo cual se desprende por ejemplo de las felicitaciones a este pequeño ensayo, cuyo punto central y original (en cierta medida) son los dos primeros párrafos, los cuales deberían consternarnos y llamarnos a contrición y reflexión. Sin embargo se elije festejar y aplaudir la crítica acerba y a esta altura un poco obvia, aunque no viene mal poner en papel el balance. En resumen, yo no fui… Somos un pueblo rehén de un gobierno de patanes y corruptos que no sabemos cómo se instaló en el poder, marcianos inescrupulosos quizás, de los que deberíamos desembarazarnos para empezar a sufrir nuestra ineludible condena al éxito. Nosotros argentinos… No somos responsables ni del gobierno, ni de la falta de alternativas (que deben ser muy malas para que un gobierno como este se mantenga en el poder durante 10 años legítimamente con el voto de todas las clases sociales).

  • 19. magdalena  |  27 mayo 2013 en 15:36

    Tomás: Nos dejás un regusto amargo, un escepticismo atroz, y lo peor del caso es que tenés razón.

  • 20. Carlos R.  |  28 mayo 2013 en 14:40

    DB: Sí… y no. Está muy bien lo de interpelar a la sociedad, en especial a los fanatismos part-time. Pero los políticos son además profesionales, tipos que le dedican su vida a la competencia por el poder. Los políticos no vienen de Venus, los médicos tampoco. Pero tenemos buenos médicos, y gobernantes mediocres, conservadores y autoritarios. ¿La diferencia? Supongo que la historia, 50 años de política bajo la sombra militar y una economía subdesarrollada.

    El pueblo tiene su cuota de responsabilidad, pero no creo que pueda compararse. En la Plata hubo 60 muertos mientras Bruera estaba de vacaciones. El intendente anterior fue Alak.

    Ese mismo día, en una discusión, una militante me decía que pretender moralizar la política era hacerle el juego a las corporaciones. Yo me preguntaba como la vida partidaria te puede volver necio al punto de decir esa gansada apenas un año después de la tragedia de Once.

    Saludos

  • 21. Sergio R.  |  28 mayo 2013 en 20:42

    Tener razón no sirve para nada. Por momentos pienso que es contraproducente.

  • 22. mercedes  |  28 mayo 2013 en 21:04

    Siempre es un placer leerlo Tomas!

  • 23. elayer  |  28 mayo 2013 en 21:17

    “Y, sin embargo, apenas nos damos cuenta de que recién van a cumplir un mandato que duró el mismo tiempo en que un presidente llamado Carlos Menem gobernó a la Argentina”

    Incorrecto, Menem gobernó menos tiempo que los K, 8 años, los Kirchner ya van por los 10 y quieren, no un mandato más, una década más.

    Por otra parte Menem ganó con el 20% aprox. casi el 80% le dijimos NO.

    Si bien todos somos parte responsables de lo que pasa, no hay que sobrecaragar de responsabilidades a la gente, no liberemos de culpas a los máximos responsables del desastre, en este caso los Kirchner.

  • 24. Philo  |  28 mayo 2013 en 22:05

    Me pareeece…. que usted es anti-k,.

  • 25. Tomás Abraham  |  29 mayo 2013 en 12:01

    FELICITAMOS A ESTEBAN FRIDMAN POR EL RETORNO DEL LOBO A LA DIVISIÓN A.
    QUE LO DISFRUTE CON BOURBON Y KETCHUP.

  • 26. Alberto M. Ballve  |  29 mayo 2013 en 12:45

    No comparto para nada su diagnostico voraz de la decada Menemista, al menos en terminos economicos, y menos la comparacion con los K. Los primeros 5 años de Menem fueron brillantes y de eso aun vivimos. Lastima que los argentinos no nos hemos dado cuenta. Habla de nuestra propia falta de inteligencia. A por cierto No vote a Menem porque no comparto los valores y no soy peronista. Pero quiero salvar el modelo que tuvo mucho de lo que Argentina necesita.

  • 27. Gustavo Romero  |  29 mayo 2013 en 14:46

    Entonces, Esteban tiene algo en común con Cristina Fernández: los dos son hinchas del Lobo platense.

  • 28. Mar  |  29 mayo 2013 en 19:06

    “Este gobierno es un desastre”… es así, y también es así que el problema lo tenemos todos. Al “paquetito-cráter-K” descripto que dejan, le agregaría los manotazos a los fondos del ANSES y las reservas mentirosamente abultadas del Central, también irresponsablemente manoteado.
    Pero más que un cráter que sería un hoyo estático, lo veo como un volcán activo… Algo parecido a lo que sucede con el Coviahue, con la diferencia que no tenemos forma de evacuar a los 40 millones de argentinos del daño que pueder producir que explote o empiece a despedir una lava incontenible.
    ¿Qué puede pasar en una población con tan alto porcentaje de marginados que el tan mentado modelo de inclusión no incluyó y se van enterando de todo lo que han robado en la función pública?
    Tal vez imbéciles como Horacio Gonzalez, Vicente Batista o Ricardo Foster, piensen que bastará decirles “¡Qué carajo sé cómo hizo la plata Lázaro Báez!” con un tono más furioso que el rugido del volcán, mientras recomiendan también el empleo de un buen enjuague bucal para “el aliento fétido” de los no-K.

  • 29. Mar  |  29 mayo 2013 en 19:07

    Olvidaba felicitarlo a Esteban! Fue una FIESTA La Plata…

  • 30. db  |  29 mayo 2013 en 20:39

    elayer, menem gobernó desde el 8 de julio de 1989 hasta el 10 de diciembre de 1999.

  • 31. Carlos R.  |  29 mayo 2013 en 22:59

    No sé nada de fútbol, pero felicitaciones igual Esteban.

  • 32. EF  |  29 mayo 2013 en 23:56

    Gracias Tomas, Mar, Carlos!
    se me piantaron unos lagrimones ayer. Insoportable la tv publica.
    Abrazos

  • 33. mARCELO  |  30 mayo 2013 en 13:38

    Bueno habria que tratar de imbéciles (se emocionaron cuando el paquetaso puso a bergoglio) a los de Nación y la editorial que escribieron, ¿no dice nada el amigo Kodvalof ???yo tadavia me acuerdo de esa avivada ,lo de Iran .Algunos tienen ideas de aca de la tierra,,pero hay otros que parece que se las dicta el mismisimo luzbel

  • 34. elayer  |  30 mayo 2013 en 14:36

    No recordaba que el primer período de Menem fue de 6 años. De todos modos, a pesar de que no lo soportaba a Menem, esos años fueron mucho mas llevaderos, por eso tal vez pensé que eran menos que el gobierno de los Kirchner que es realmente insoportable. Y en esto tiene mucho que ver el clima que han creado, de odio y división, de agresión, irritación. Tal es así que los militantes kirchneristas la llamaban la señora Crispasión, como un halago, esto demuestra que ellos lo provocaron, que siempre fueron agresivos, los movió el odio y resentimiento, no el amor como dicen .

    Espero que se vayan lo antes posible, no soy antik, soy una persona realista y bastante objetiva, porque mal que les pese a los k y algunos intelectuales porno, la objetividad existe, y es lo que nos permite evaluar la gestión de un gobierno, y la de la señora K. ha sido un desastre por donde se la mire.

  • 35. dB  |  30 mayo 2013 en 16:00

    elayer, yo también quiero que se vayan, no lo antes posible, sino cuando se tienen que ir, o sea en el 2015. Y después nos vamos a ver las caras. No nos estamos preparando para el post kirchnerismo, como les gusta decir a algunos. Así es como se renuevan las decepciones. Toda esta manera de actuar frente a este gobierno es solamente tirar la perinola esperando que nos toque “afuera el kirchnerismo”. Despues tiramos de nuevo y que dios nos ayude, total si sale mal seguimos tirando. La consecuencia más importante que se sacó del último cacerolazo, según dicen los cráneos de la oposición, es que la gente clama que “se junten”, o sea, que se amontonen, o sea que se siga con la perinola. Lo importante no es plantear ideas y ser consecuente, lo importante es competir, y ganar, y después dios proveerá.

    Con respecto a la crispación, vos hablás como si fueramos todos negados que sucumbimos a las provocaciones de los agitadores. Basta ver los comentarios en las noticias de clarin para ver que no hace falta mucho para crispar a los energúmenos que hacen cualquier cosa menos contribuir a pensar cómo se sale más o menos entero de esto (y “esto” no es solamente el gobierno), o como diría un wachiturro, cómo nos “rescatamos”. No me vengan con la crispación ahora, cuando los argentinos venimos siendo nuestros peores enemigos desde 1810, y hasta hace 3 decádas no más nos cagabamos a tiros. Supongo que tenemos (o mejor dicho, tendríamos que tener) dos dedos de frente para responder a la provocación con ideas, no con insultos o alusiones a los “KK” o la “Kretina”, que parece ser el máximo grado de conceptualización de la masa antikirchnerista.

  • 36. Luis  |  30 mayo 2013 en 16:16

    Siempre es bueno leer el analisis de una persona aguda, inteligente y valiente como usted, pero humildemente creo que noalcanza con quedarnos con esta descripcion de los que nos pasa.
    Estamos presos de un sistema que se retroalimenta formando un circulo vicioso que profundiza cada vez mas la crisis en la que estamos inmersos como sociedad.
    Este sistema produce y saca lo peor de cada uno de nosotros y se retroalimenta del resentimiento y el salvese quien pueda.
    Cada uno de nosotros tiene su propio relato para sentirse una victima y no lo que verdaderamente somos, que es ser pequeños o grandes protagonistas de esta triste realidad de lo que somos como sociedad.
    Con ella se nos van parte de nuestros sueños y de lo mejor que tenemos, dejando parte de nuestras miserias y dolor.

  • 37. elayer  |  1 junio 2013 en 13:18

    No creo que tenga que seguir hasta 2015. Alguien que ha sido socia y cómplice de su marido en el desfalco al estado debe ser juzgada y destituida de su cargo, al menos eso es lo que correspondería hacer si estuviéramos en una democracia.

  • 38. db  |  2 junio 2013 en 4:46

    Si tuvieras claros tus valores democráticos no darías por descontado que es culpable antes de ser juzgada. Mal que te pese esto funciona así. Es hipócrita pedir por un lado que se respeten las instituciones y por otro dar por descontada la culpabilidad de alguien que no ha sido juzgado en debido proceso. Toda esta sanatina de rasgarse las vestiduras por las instituciones vulneradas (y no lo estoy negando) es solamente un reflejo del cuidaculismo de un importante sector de la clase media argentina, que llegado el momento le importa poco y nada las instituciones, la corrupción y los semáforos en rojo. Se denuncia el clientelismo del gobierno por los planes y asignaciones varias pero lo que nadie ´denuncia´ es que este gobierno está ahí no por el choripán, sino porque lo votó un importante sector de la clase media que veía peligrar su endeble bonanza económica con el resto de impresentables que eran alternativa. Lo que en otras épocas solía llamarse ´voto cuota´, hoy que está de moda titular las editoriales con números de años, podríamos llamarlo ´1995´.

  • 39. Gustavo  |  2 junio 2013 en 18:42

    Yo creo que el dia que las cosas realmente cambien seria cuando desde los mismos partidos politicos se encarguen de hacerse autocritica o limpieza. Y sobre todo mandar presos a los que integran esas agrupaciones denunciados por delitos o corrupcion. Si no continuamos enfrascados siempre en lo mismo

  • 40. Philo  |  6 julio 2013 en 7:29

    ^


Categorías

Comentarios recientes

Marcelo Grynberg en Bitácora 90
marlaw en Bitácora 90
marlaw en Bitácora 90
marlaw en Bitácora 90
Aldo en Bitácora 90

Calendario

mayo 2013
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

A %d blogueros les gusta esto: