De J.L. Cabezas a J.A. Ramos (Perfil 5/2/2012)

5 febrero 2012 at 7:36 44 comentarios

De J.L. Cabezas a J.A. Ramos

 

Vi por la web el fragmento del programa 678 en el que Orlando Barone habla de J.L. Cabezas. Desde mi puntode vista elperiodista toca un punto sensible de la labor periodística enla Argentina. Setrata de la relación de los periodistas con el entramado mafioso del poder. No me pareció que Barone degradara la labor de Cabezas, sino que sostenía que el fotógrafo era una parte menor de un engranaje mediático con piezas de mayor importancia en las llamadas investigaciones sobre ciertos personajes públicos.

Decir que no murió en Afghanistán, como afirmó Barone, no parece contribuir a la buena fe de sus dichos, pero nuevamente creo que no se puede soslayar un tema y su correspondiente debate, por una desgraciada expresión o una supuesta mala intención del autor de la misma.

Estamos ya adiestrados a calificar las expresiones de acuerdo a quien las emite. Identificamos a nuestros adversarios como si fuéramos burócratas al servicio de una causa sagrada y hacemos lo posible para desestimar, cuando no es distorsionar, sus dichos.

Hoy la prensa oficial y opositora en general no parece tener otro modo de acción queel demostrar la perversión de los de la vereda de enfrente, y en este mundo de perversiones globales, la información no existe, el análisis menos, mientras se multiplican las acusaciones a los difamadores que siempre están en la vereda de enfrente.

Yabrán era un intocable, e invisible. Por supuesto que nadie podía suponer que la publicación de su foto en un medio masivo iba a provocar su asesinato con dos tiros en la cabeza, y menos aún que sus asesinos estén en libertad. Nadie lo esperaba ni podía suponerlo, pero esto no significa que no se estuviera consciente de que sí podía suceder en un país en el que el Estado y sus servicios, han llevado a cabo crímenes de todo tipo cuando se descubre una verdad que desnuda su estructura de poder, y que en los llamados  gobiernos democráticos este dispositivo no ha sido desmantelado. Ni en tiempos  de Menem ni ahora.

Muchos recordarán que en la misma época en una entrevista a un poderoso dirigente gremial, por la molestia que le causaba las preguntas del cronista, le preguntó sin inmutarse si no quería terminar en el Riachuelo. O la epopeya dolorosa que padecían periodistas y fotógrafos cuando querían conseguir alguna primiciade María Juliacuando lucía sus pieles, y la funcionaria mandaba a su custodia a que apaleara a los entrometidos paparazzi.

El crimen de Cabezas no sólo está impune, sino que confirma que hay límites por todos conocidos que nos obligan a preguntarnos sobre la protección que reciben o que deberían recibir cronistas, periodistas, fotógrafos, cameramen, etc, en investigaciones en las cuales sus espaldas no están cubiertas y la impunidad de los poderosos es la regla.

Cuando se habla de calidad institucional no es sólo una remisión a una treta de campaña electoral ni un artilugio de republicanos cesantes, se habla de vida y muerte, y cuando esta calidad – para llamarla de un modo poco adecuado –  no sólo está ausente, o más aún, cuando se la descuida con sorna, hay que tener cuidado.

La paranoia por no decir la prudencia, en nuestro país, es un mecanismo de defensa necesario y urgente ante un poder impune con pretensiones de expansión a cualquier costo.

Responsabilizar a editores o dueños de medios de aquel crimen es de cobardes, y una muestra de la degradación, esta vez sí, a la que ha llegado la tarea periodística enla Argentina. Seusa cualquier información con total impudicia con el objeto de denostar a quien se declara enemigo. Pero no por eso hay que entrar en el juego aunque más no fuere para no colaborar con la decadencia general y avalarla con procedimientos sino similares, con el riesgo de ser confirmatorios, a pesar de las intenciones, de la situación comunicacional que vivimos. Por el contrario, es mayor la exigencia que debemos tener con nosotros  mismos para no dejarnos mimetizar por la mediocridad de un periodismo degradado.

Segundo tema. En estos días hemos presenciado una discusión con varios personajes acerca de la identidad política e ideológicade Jorge AbelardoRamos. Sin entrar en la búsqueda de situaciones, palabras, gestos y cartas personales,  que rectifican o ratifican su adhesión menemista, no resulta claro en qué puede llamar la atención que un hombre clave del revisionismo histórico haya apoyado a Menem, a su política de privatizaciones, a sus relaciones carnales con los EE.UU, a su abrazo con el almirante Rojas, los ositos de peluche a los kelpers, porque no sólo fue el único sino uno más de tantos peronistas que lo hicieron con entusiasmo, lirismo y argumentos. El riojano con patillas, repatriador de Rosas, evocador de las montoneras, representaba lo más noble de la tradición nacional y popular.

Había derrotado a esa especie de socialdemocracia peronista que era el movimiento de la renovación que imitaba al alfonsinismo, y su simbología permitía que se volviera a las fuentes que hicieron ala Patria Grandeantes de la integración en el mercado mundial y del aluvión inmigratorio que produjo a la Argentina gringa.

La política de Menem estaba subordinada en importancia a su ideología con sus referentes históricos alabados por la tradición a la que pertenecía.  La realidad mundial podía obligarlo a tomar medidas en apariencia no acordes con el nacionalismo de otras épocas, pero a nadie se le ocurría que por eso era un traidor, todo lo contrario, lo consideraban fiel en su amor al pueblo peronista y a los héroes epónimos de la nostalgia colonial y al caudillismo de chiripá, poncho y facón.  Sus medidas políticas tan admiradas no hacían más que reflejar su visión de estadista. Veía el horizonte.

Puede recorrer quien disfrute de este tipo de hallazgos las frases de los discursos y declaraciones de políticos y de gente de la cultura nacional y popular, para situar todas las veces que emplearon la palabra “estadista” cuando se refirieron al ex presidente.

Hoy no sucede algo muy diferente. Lo que importa es la ideología – llamada por los avances de la República de las Letras “relato” – que ha sumado a la epifanía nacional a la juventud maravillosa de la década del setenta y a las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, lo que subordina a esta fe política cualquier medida que pueda ser cuestionable por quien no profese la religión dela argentinidad. Nilos glaciares, ni la explotación minera, ni los negocios energéticos, ni los secretos de Caja, ni Sueños Compartidos, ni los esfumados fondos de Santa Cruz, nada de una larga lista de objeciones podrán hacer mella en el credo nacional y popular.

La palabra “estadista” también ha recuperado vigor en la figura esta vez de Néstor Kirchner para trasladarla de acuerdo al vértigo de los acontecimientos a la actual figura presidencial. Nada cambia, la variación de los factores conserva el producto.

 

Anuncios

Entry filed under: General.

Caverna 42 (novela) por Talismán

44 comentarios

  • 1. Ma.Cristina  |  5 febrero 2012 en 7:53

    No debemos perder de vista el futuro mediato, construir hacia ese fin es nuestro deber como ciudadanos. Ahora tenemos que mantener la vista lejana y pasar por alto cosas que nos irritan, como será la televisación por el canal estatal, del TC recientemente adquirido, con premios y carreras con el nombre del estadista moderno y a un costo varios millones superior al actual, pagado por todos.

  • 2. Mar  |  5 febrero 2012 en 9:25

    Sobre el credo nacional y popular, todo un bluf.
    La reciente designación de Alicia Castro como embajadora en Inglaterra -la misma que se consagró por su gran profundidad al transitar por el recinto del parlamento con la bandera norteamericana en mano para arrojarla sobre el escritorio del presidente- confirma el circo de la fuerza bruta. El relato de la República de las Letras, de parabienes.
    (Celebro la nueva publicación!)

  • 3. Carmelo  |  5 febrero 2012 en 9:59

    Claro pero la verdad es que Don Yabrán no tuvo nada que ver, ni cerca, con este crimen. A Cabezas lo asesinan pocos días después que Noticias publicara su tapa tipo catástrofe MALDITA POLICIA con una investigación sobre la policía narco de la costa. Sigue después una bandita bastante absurda a quien se sindica como los asesinos y hasta secuestran el arma asesina, periciada por Scotland Yard, pero resultó que los investigadores, la misma policía que denunció Noticias, no pudieron seguir con esa banda y entonces Duhalde pone a Carlos Brown como Ministro de Seguridad apareciendo enseguida otra banda como los asesinos; casualmente esa banda estaba compuesta por cuatro delincuentes menores de Tolosa que a su vez sabían ser punteros de Brown para las elecciones.
    De cualquier manera ¿puede alguien explicar porque el arma homicida, debidamente comprobada, apareció en el domicilio -ENCONTRÓ LA POLICIA- de alguien que no tuvo nada que ver con el crimen? y de paso ¿hay explicación para que la cámara del fotógrafo asesinado aparezca dos meses después en un canal, debajo de un puente, cuando dicho canal había tenido varias crecidas con fuertes corrientes?

  • 4. Damian  |  5 febrero 2012 en 14:05

    Las referencias que hace del caso Cabezas son cuanto menos livianas, como las del periodista, usan excusas para inducir ¿Alguién puede dudar que un emporio mediático dudaría en dejar matar a uno de sus periodistas para potenciar sus ganancias o espacio de poder? por un lado y por el otro ¿Alguién puede dudar que matan e intimidan a todo aquel que intente desenmascarar un grupo de delincuentes que abusa del estado para potenciar su ganancias o espacios de poder?
    El estado no es asesino, no es ni bueno, ni malo, los asesinos se sirven del estado para asesinar, los servicios son personas, como nosotros, como los editores o dueños de medios. La degradación y la decadencia del periodismo, como Ud la nombra es un devenir mucho mas complejo que los dichos acusatorios de un periodista o la moralina de un profesor de filosofía ¿Desde dónde se viene degradando? ¿Cuál es el grado superior desde el cual proyecta su decadencia? De su parte espero algo mas que una recomendación intimidatoria y miedosa de “no entrar en el juego”¿Cuál es el juego no pensar?, quedarme en el binarismo del cual se queja y fomenta? O la victimización pueril, vaya lugar, no hables con los chicos malos.

  • 5. Damian  |  5 febrero 2012 en 15:59

    Este filoperiodismo abstracto que desarrolla, para decir que NK y CM son lo mismo, propio de filósofos con ínfulas de políticos que están por arriba, por las nubes, es más ideológico de lo que la política reclama para funcionar, un orden que la política es incapaz de corresponder, es triste manotear chicanas y falsedades para el logro. El peronismo murió con Perón, lo que vino después son otras cosas, que cuando se las ven fuleras invocan al mito para la purificación o la complicidad. Luder, Cafiero, Menem, Duhalde, Alvarez, Kirchner, diferentes políticas, diferentes resultados.

  • 6. Damian  |  5 febrero 2012 en 16:00

    Cristina

  • 7. EF  |  5 febrero 2012 en 17:25

    Tomas, la pregunta es como no caer en el juego. Pegate una vuelta por pagina12 y vas a ver que no solo niegan que se estén ejecutando ajustes sino que el que hable de ellos es un paciente psiquiátrico. Asi que, que les vamos a pedir que hablen de minería, fondos de sta cruz, MdPM. Son unos sinvergüenzas, nada se puede esperar ahí.
    Parece casi inevitable caer en el juego, solo basta con criticar. Lanata, cayo en el juego? Que otra le queda?
    Estos nuevos neomenemistas K nunca se detendrán a plantearse nada mientras les siga llegando guita. Fijate la lista de diputados nacionales que apoyaron la ley antiterrorista y vas a encontrar hasta hijos de desaparecidos que la apoyaron. Hay contradicción mayor a esa?
    Abrazo,

  • 8. Tomás Abraham  |  5 febrero 2012 en 19:35

    esteban
    para no entrar en el juego no hay que escribir más en los medios. luego de meses de ausencia basta ver la basura que se remueve con una nota por los comentarios que se leen. la guerra entre periodistas reemplazó a la confrontación política. y es una guerra sucia que no tiene excepciones. si participás estás de un lado o de otro, y si pretendés plantear algún problema sin adscribir a uno de los bandos igual el veneno salta. vos hablás de página 12, pero nacion, clarín, perfil, es lo mismo. el asunto es siempre embocarla en el ojete del otro.

  • 9. EF  |  5 febrero 2012 en 20:08

    Te recontra entiendo Tomas, pero creo que hay gente que escribe desde su honestidad y bronca, aun figurando en LN, Clarin y Perfil. Aca no hablo de Morales Sola ni de van der Koy. Hablo de gente como vos. A Lanata no lo veo en la de querer sacar su tajada. Lo veo recontra caliente con toda la farsa. Al gordo Blanco de Clarin lo veo parecido; Veron en perfil, Oviedo en LN. Creo que son gente honesta que esta indignada pero con línea propia.
    Respeto y comparto tu escepticismo, pero como no entrar en el juego fue siempre mi mayor duda. Es decir, mismo titulo que tu nota de perfil pero con signo de pregunta al final. Ahora creo que la respuesta esta afuera, lo que no quita ni la bronca ni la tristeza.

  • 10. Tomás Abraham  |  5 febrero 2012 en 20:28

    esteban
    no sé quien es blanco.
    hay periodistas con más cultura, lenguaje, etc que otros. pero no hay uno que no dispare siempre para un solo lado. creo que fue positivo que el rol pastoral del periodismo, fue su función en la década del noventa, la de representar a la gente frente a la corrupción política, estar del lado del Bien, que haya sido defenestrado para mostrar su Poder junto a los intereses correspondientes. `pero ahí no terminaba el juego sino que recién comenzaba. a partir de eso había que construir jun periodismo de análisis, porque sin análisis no tiene sentido el oficio. y este análisis es indispensable, no existe en la oposición que es sólo declarativa, con su progresismo y sus declamaciones morales, y sí existe de parte de gobierno porque deben decidir cada día, pero lo presentan con un relato, es decir con sofistiquerías
    alguien debe hacer el análisis. en su lugar, una vez que aparece el Poder para defenestrar al supuesto bien, lo convierten en propaganda, a partir del sofisma de que Todo es Poder, y no sólo no es así, sino que de este modo implementan el fascismo mediático.

  • 11. Lector  |  5 febrero 2012 en 21:59

    El peronismo, en cualquiera de sus variantes, es el efecto de un funcionamiento político que define a la corrupción.

  • 12. Ma.Cristina  |  6 febrero 2012 en 7:15

    Es muy interesante lo que plantea Tomás, hay que analizar las acciones de gobierno con sus resultados y no el palabrerío que nos acompaña diariamente. Porque el juego de ellos es que entremos a polemizar para después desacreditar. Mientras estamos distraídos en ese va y viene, el guiso se está cocinando en otro lugar.

  • 13. EF  |  6 febrero 2012 en 8:17

    se entiende Tomas. Tal vez para no entrar en el juego la unica opcion sea lo contrario, evitar comentar. Solo publicar por ejemplo: por amplia mayoria el oficialismo se impuso con la ley antiterrorista. Seguido de: se reprime manifestacion en catamarca bajo la ley antiterrorista. Solo noticias, sin opinion…

  • 14. Tomás Abraham  |  6 febrero 2012 en 8:33

    esteban
    veo que aprendiste la chicana periodística. te recomendaré a mis editores.
    que entiendas que analizar es lo mismo que titular una noticia no es propio de un científico. ya que estás en la ciudad luz, o país luz, prendela.
    creo que le monde, libération, por ejemplo, intentan al menos ofrecer al lector una información, un análisis, y opiniones encontradas sobre todos los temas. para eso sirven los diarios a diferencia de las publicaciones partidarias. pueden tener una línea editorial, pero los que escriben en ella no tienen por qué adherir a la misma como pasa en nuestro pais en todos los diarios, con excepción de perfil en donde escriben gente que piensa distinto, aunque con escasez.
    veo aquí en uruguay televisión estatal en donde se critica a mijica, impensable en argentina. lo mismo es impensable que en los grandes diarios haya una columna cuyo objetivo desde el vamos no sea el de atacar al gobierno, parte de la batalla periodística de lo que se ha convertido en la Gran Cloaca Nacional (GCN).
    Para terminar, no creo que la política argentina, y su historia presente pasen por las trincheras que se han cavado. va por otro lado a mi entender, y si me da el aguante, intentaré decir algo al respecto en alguna próxima nota.

  • 15. EF  |  6 febrero 2012 en 9:35

    ok! pero no te enojes, no fue una chicana. Y me alegro que le estes tratando de encontrar la vuelta a esto.

  • 16. mARCELO  |  6 febrero 2012 en 14:00

    Los de Nación siguen una linea y los del página también
    Perfíl elige la verdad
    je

  • 17. Carmelo  |  6 febrero 2012 en 14:45

    Por lo que veo a nadie le importa conocer la verdad sobre el asesinato de Cabezas, se conforman tranquilamente con atribuírselo a Yabrán porque Cabezas le había sacado una foto en una playa pública aunque eso sea de un surrealismo descomunal (y sin tener en cuenta que para cuando Cabezas publicó la foto ya había cientos de fotos de Yabrán en todos lados a raíz de haberse sido convertido por Cavallo en el Chivo Emisario Nacional en 1995). Sin embargo sí les interesa a Abraham y comentaristas sumergirse en una peleita de colegiales sobre quien dijo esto o quien dijo aquello o yo lo dije primero o quien es mas (o menos) kirchnerista. De cualquier manera trabajar para Fontevecchia o 678 es totalmente deshonroso para quien se precie de periodista o filósofo o comentarista político lo que fuera.También trabajar para Clarín a menos que se sea totalmente antikirchnerista. Y para La Nación aunque aquí ya se debe ser antiperonista fanático.

  • 18. Damian  |  6 febrero 2012 en 17:16

    El periodismo es uno de los poderes y como tal se le debe inquirir como al resto,sin miedo ni límites debemos debatir y revisar que parte de nuestras vidas está formada o influenciada, como se articula y conjuga con el resto de los poderes, exigir el conocimiento de los negocios que emprende y financia, la composición accionaria, la tendencia política. Los periodistas no son el periodismo, ni las entrevistas, ni las fotos, ni las palabras cruzadas. Es una partitura musical, compuesta con un fin, que fue expandiendo el texto de tal forma que no hay casi actividad humana que no sea escrutada, hay tanto periodismo como actividad realizada La intervención de las corporaciones en parte del negocio, el ciber espacio, los mass media, no termina de conformarse, esto permite por ahora un lugar de descontrol que es lo más interesante que sucede: periodismo por cualquiera.

  • 19. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 17:48

    Coincido con lo que puso Matías Castañerda, los periodistas deben “estudiar mucho, saber de verdad de economía, de política. No buscar el pelo en el huevo. Entender cuál es el enemigo de los trabajadores. Saber separar lo importante de lo accesorio. No prejuzgar. Tratar a todos con respeto. El periodismo progresista debe contribuir a que el país sea cada día mejor y no sólo a buscar vender más diarios o ganar puntos de rating”.

    Los periodistas de la derecha, como Grondona, Pagni, Morales Sola, etc., no han cambiado su discurso, al menos en lo esencial.

    La diferencia es que ahora se discute todo, y el kirchnerismo dejó en offside a más de uno, incluyendo a Tomás.

    De la camada de Lanata, los más rescatables son Sietecase y Zlotowiagzda (o como se escriba). Y hay muchos periodistas muy buenos que no caen en el binarismo maniqueo, como José Natanson.

    Para mí, To.más tiene bronca porque su costado “progre” y desenfadado tiene olor a viejo. Y creo que él, en el fondo, se da cuenta.

    Abrazo de gol!

  • 20. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 17:49

    El Dipló, dirigido por José Natanson, es un excelente periódico, con análisis muy interesantes y referencias a otros textos para ampliar la información. No creo que le tenga nada que envidiar a la edición francesa.

  • 21. EF  |  6 febrero 2012 en 18:17

    el kirchnerismo dejo en offside? Que yo sepa el offside se puede cobrar solamente una vez en la misma jugada. Y en todo caso el que decide es el referi, no el jugador que esta en offside.
    Se ve que no entendiste bien que el termino progresista en la argentina es poco creible, asi que es todo tuyo. Bien ganado lo tienen. Progresa la pobreza, la inseguridad, la corrupcion, el narcotrafico, y falta de educacion. Vaya si son progresistas.

  • 22. EF  |  6 febrero 2012 en 18:28

    una cosa mas, no deja de sorprender que no sepas las reglas del futbol terminando todos tus mensajes con ese saludo tan particular. Uno podria pensar que sos de los hinchas que les dan verguenza a los verdaderos hinchas, en tu caso, los de boca. Pero se ve que a vos te sientan bien los % altos, eso de sentirte en masa. Yo al menos pude disfrutar de ganarle a Boca en la bombonera 6 a 0, con tres goles de Guillermo. Que lindo recuerdo.

  • 23. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 19:55

    Dáme datos, no me chamuyes. Si vamos a tirar fruta, esto se transforma en cualquier cosa.
    Saludos

  • 24. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 19:57

    Esa tendencia a fijarse en zonceras es verdaderamente una gilada monumental.
    Ese saludo es de Roberto Perfumo, y lo usaba en el programa “Hablemos de fútbol”. Si tenés ganas de discutir algo tan relevante como un saludo adelante con los faroles!

  • 25. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 20:01

    EF, a mí me sorprende el nivel de discusión que suele existir aquí. Son todos re sensibles y tolerantes, pero tenés que pensar más o menos igual.
    En la página “Arte política” habrá chicanas, discusiones subidas de tono, pero se discute a fondo. Y cuando hablo de discutir a fondo me refiero a no fijarse en la manera en que uno saluda.
    EF, sos un paparulo de cuatro tiempos.

  • 26. magu  |  6 febrero 2012 en 22:33

    DON ABRAHAM
    Disculpeme, pero yo creo diferente de lo que ud piensa. Los periodistas tienen que seguir escribiendo en los diarios, e informándonos ¿si no lo hacen en los medios, dónde lo harán?. Hay diarios, según, ud, como Perfil, (me consta porque lo compro) donde puede escribir Artemio López hablando bien de la presidenta y de sus mediciones de encuestas. y Jorge Lanata, criticando la opinión de Barone cuando se refirió a Cabezas, (estoy más de acuerdo con Lanata que con ud, para mi fue ofensiva la reflexión sobre “no murió en Afganistán). También hay lectores que leemos diarios opuestos, y es interesante ver que por ejemplo en Clarín, no todos son un batallón de operarios uniformados diciendo lo mismo. Con respecto a la tarjeta SUBE, la opiniòn fue buena, -con algunas objeciones, como las podria hacer Tiempo Argentino, y como tambén las hizo PERFIL-.
    Yo no creo que el medio periodístico, son los medios, no puede tener un diario propio cada uno. Y puedo ver en muchos periodistas matices, reflexiones y críticas propias, Veo en algunos, la voluntad de seguir aportando buenas notas e información, a pesar de sentirse un poco, o presionados “Por su medio”; o con temores por las represalias (burlas en la tele), de los oficialistas.
    Me parece que no escribir en un medio, es terminar siendo un periodista censurado, como pasa en Venezuela, México, etc.

  • 27. Rodrigo  |  6 febrero 2012 en 23:03

    http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-37023-2004-06-21.html

    Acá tenés una posición interesante de Tomás. Ahí era un tipo que daba gusto leer. Ahora cambió mucho, y ya me resulta imposible entender qué pretende. Eso es lo que quise decir con “offside”

  • 28. Ma.Cristina  |  7 febrero 2012 en 7:36

    Hoy Marcos Aguinis habla en un artículo de algo que ya se hizo y no tuvo efectos posteriores. Unificar un proyecto entre varias fuerzas políticas y sociales. Y además, vamos a asistir a un acto en que la presidente citó a la oposición para tenerla sentada ante el mundo y mostrar unidad por las Malvinas. Muñequitos de torta.

  • 29. EF  |  7 febrero 2012 en 9:27

    Flaco, anio 2004 antecede al kirchnerismo real. No habia caso Skanska (la punta del iceberg), las MdPM no acompaniaban desde el atril, y la gente en su mayoria tenia en carne propia el 2003. Lo que Tomas veia a solamente un anio de gobierno no es representativo de estos 9 anios. Y para no hablar por Tomas, 6 meses despues de esa nota yo me reuni con Nestor y tambien me engatuzo, hasta me senti representado.
    El archivo selectivo es un mal metodo K para sostener su farsa. El offside no lo encontre.

  • 30. magu  |  7 febrero 2012 en 11:03

    Sobre las MALVINAS ¿escribirá algo ahora?, yo quisiera que nuestro país, comprenda que LAS MALVINAS no son más argentinas, quieren ser un país independiente o al menos, seguir dependiendo de INGLATERRA. Asi son un pueblo rehén de otro (nosotros) que no le sirve ni representa ni le significa nada. Pienso eso desde el año 82, antes de que empezara la guerra ¿por qué se obstinan en seguir pretendiendo tener soberanía donde no nos quieren?

  • 31. Gustavo Romero  |  7 febrero 2012 en 11:39

    Rodrigo:
    Permitime decirte que me resulta bastante limitado, y poco sincero realmente, tu criterio para distinguir cuándo alguien es interesante y cuándo ha dejado de serlo. Porque alguien te parece interesante cuando coincide con tus posiciones políticas; y alguien deja de ser interesante cuando no coincide con tus posiciones, o no entendés “qué pretende”. O sea que vos preferirías vivir en la isla de los bienaventurados, donde todos piensen lo mismo, y por ende, según tu criterio, serían todos muy interesantes.
    Por mi parte, prefiero el infierno de la contradicción, el fuego de la discusión, la tensión.
    Por supuesto, para que se dé una discusión honesta tiene que haber buena fe de las partes involucradas. No todo es mala fe. No pongamos a todos en la misma bolsa. Los que se oponen a este gobierno no son todos lo mismo, ni todos los que apoyan a este gobierno son lo mismo.

  • 32. Rodrigo  |  7 febrero 2012 en 14:52

    Tomás no tiene mala fe, me parece un buen tipo. Sus artículos sobre la coyuntura política me parecen simplemente poco interesantes. A mí, y hablo por mí, no me sirven pare entender la política nacional. Me gustan más otros, como Natanson.
    Yo leí muchos de sus libros, no soy alguien que recién lo conoce.

    El mejor periodismo es el que investiga, el que discute temas puntuales con gente que entiende. Nadie puede abarcar toda la realidad. Eso de Platón discutía su tiempo y yo hoy discuto mi tiempo entonces opino de cualquier cosa aunque no tenga idea ni información relevante no me resulta interesante. Es lo que pienso.
    Se trata de no tirar generalidades escandalistas como EF, porque eso está al alcance de cualquier gil: aumentó el narcotráfico, aumentó la violencia, aumentó el robo a mano armada, el país está polarizado. Qué se yo, mil frases de esas puedo inventar.

    Ejemplo: hablás de inseguridad, lo invitás a Zaffaroni y Marcelo Saín, entre otros. Hablás de petróleo: hacés un debate con un geólogo, un economista que sepa de la cuestión, y así.

    ESO SE HACE EN EL DIPLÓ!!! No es cierto que acá no existe el buen periodismo y en Francia son geniales. Cuantimenos no es tan así, me parece.

    Saludos

  • 33. Rodrigo  |  7 febrero 2012 en 15:01

    ¿Ustedes leyeron atentamente los análisis de Marcos Aguinis? Un nabo a cuerda!! ¿Por qué no voy a poder decir que Aguinis me parece un nabo? ¡Habla de monarquía!!!
    Lo lamento, me parece un nabo.
    ¿Tengo que respetar a Ma Cristina y decir que Aguinis es un capo? No, me parece un perejil de cuarta.
    ¿Soy soberbio? No lo sé. Creo que soy lo suficientemente nabo como para no necesitar que Aguinis profundice mi estupidez. Con mi estupidez innata ya tengo bastante.
    Saludos!

  • 34. Mar  |  8 febrero 2012 en 10:21

    También hablo por mí. Leí tu ping-pong con EF, y todas tus opiniones. Francamente, si hablás de tirar fruta, debieras prestar más atención sobre tus intervenciones. Por empezar, acusás de opinar con “generalizaciones” cuando es lo que vos hacés… y por otra parte, no es nada raro que suceda cuando se trata de dar una opinión en un espacio acotado. Ese tipo de acusaciones no sirve.
    En segundo lugar, hace rato que EF participa en el blog, y no me parece que sus intervenciones se caractericen por “tirar generalidades escandalosas”. Lo escandaloso, son los hechos a los cuales él hace referencia.
    Todos saben aquí por mis comentarios, que tengo una afinidad con sus observaciones -e incluso parece que tenemos áreas de interés profesional cercanas-, y justamente se debe a que defiendo esa modalidad de comunicación, en la cual veo que lisa y llanamente expresa lo que piensa. EF es auténtico, algo que valoro.

    En cuanto a TA, tampoco coincido con lo que decís, y me parece de muy mal gusto que entres a su blog a decirle que sus ideas “son viejas”. Pienso que podés manejarte con total libertad para expresar tu opinión, y que la dimensión más adecuada es en términos de acuerdo-desacuerdo. Son válidas e interesantes todas las opiniones, aún las de Aguinis, Sebreli, etc., aunque no compartamos sus ideas. La cultura no es propiedad de un sector.

  • 35. rodolfo lópez  |  8 febrero 2012 en 11:24

    Coincido con Tomás en lo de sortear trincheras, algunas cavadas por nosotros mismos, y avanzar tratando de comprender la realidad.
    Pero también coincido Magu: los medios son los que son, bastante variados afortunadamente, ¿podrían ser mejores? desde luego.
    Parece bueno que los periodistas comprendan que no tienen que adjetivar demasiado porque eso cansa y no atrae a nuevos lectores, no porque los corra una ley. Leuco dijo eso mismo ayer martes.
    La tarea del periodista -no la mía- debe adaptarse a los tiempos, un diario debe hoy permitir voces distintas simplemente porque nadie sabe adónde está la verdad. la realidad es cambiante, un 54 puede ser mañana 32 o 75, vaya uno a saber. Cuando yo era muchacho Racing ganaba todo campeonato que jugaba, los otros cuadros daban lástima, pavada de cambio (y mariscal Perfumo no dudaba en revolear rivales por el aire con tal de salvar a su arco); ahora después de tantos años, y de haber pasado por la escuela de sicología social de Pichón Rivier, nos saluda salame con “abrazo de gol”. Rodrigo, cambiá saludo, EF tiene razón en todo lo que te dijo al respecto. Coincido con vos en algunas cosas, no en descalificar a T.A. que tiene mucho para dar al país y a presuntos intelectuales.
    Saludos.

  • 36. Panchito  |  8 febrero 2012 en 13:24

    Repasando la historia de Racing, me he enterado que la Gloriosa Academia obtuvo en forma consecutiva siete campeonatos (cinco de ellos invicto) entre los años 1913-1919. Me queda la duda si éstos son los campeonatos a los cuales el amigo Rodolfo hace referencia en su comentario.

  • 37. rodolfo lópez  |  8 febrero 2012 en 14:44

    Panchito, no te hagas el vivo. Igual te cuento algo prehistórico: vi debutar en primera al chango Cárdenas!, ¿que tal?
    Cordial saludo.

  • 38. Guillermo  |  9 febrero 2012 en 1:20

    En el periodismo oficialista no hay respeto por los hechos, esta a la vista como trabajan, son propagandistas.
    Anteponen ciertos supuestos teóricos, o “fórmulas elevadas”, con las que buscan legitimar y justificar cualquier cosa, son sofístas, y tienen el típico accionar ideologista. (el gran veneno de cualquier sociedad. )
    Por ejemplo: Decir que los hechos o las noticias “son” según el punto de vista de quien los analiza, o que hay que interpretarlos según de quien vengan es una postura que no se sostiene, pero ellos lo anteponen al análisis de la noticia y así intentan justificar la deformación, el recorte excesivo, o la simple mentira. (“nadie puede escapar a esto” o “después de todo procedemos todos igual”) esto no es así.
    Es cierto que, respecto de un hecho, hay pluralidad de enfoques y diferentes niveles de análisis, y si se quiere “intereses”, pero esto es solo desde un primer momento , desde lo disposicional.
    El problema es que, esto se deja así expresado y se da por concluido el tema, lo cual es caer en un relativismo disparatado y/o malintencionado, y lo malo es que se está formando a nuestros jóvenes con estos sofismas gnoseológicos, epistemológicos, o no se como llamarlos.
    ¿A quien le sirve sembrar el relativismo ? a quien quiere que lo dejen hacer sus negocios tranquilo y lo dejen consolidarse en el poder. es como decir: miren que la interpretación de los hechos es muy compleja, no es para cualquiera, expresado por su contrario: todos podríamos tener razón, cualquier interpretación podría ser válida, porque todo depende desde que lugar se hable.
    Primero hay que preocuparse por “lo que se dice”, si esto es verdad o no, no desestimar solo porque el otro “bando” lo dice.
    También otra variante es cuando quieren justificar los últimos veinte años de búsqueda del poder por el poder mismo, corrupción, cortoplacismo, y pésima gestión : “lo que pasa es que el peronismo es algo muy complejo”. de paso todas manifestaciones de aristocratísmo del saber: unos iluminados capacitados para descifrar una compleja realidad siempre subyacente, no accesible al común de la gente.
    Existe la objetividad de un hecho, o de una noticia, para esto se necesitan efectivamente los diferentes enfoques, pero luego hay que hacer un trabajo de sintonía, datos, pruebas, de comparación, de deducción de la noticia hasta llegar a la verdadera interpretación. allí entra a jugar la honestidad, que hay que entenderlo como un término técnico, que consiste en incorporar al análisis de la noticia todas las variables, datos, elementos posibles que puedan incidir en ella, y luego las interpretaciónes, (si es que cabe mas de una ) se verá cual enfoque o variable influye o no mas que otra, pero siempre a posteriori .
    Por el contrario cuando se dejan variables afuera en forma deliberada, o cuando directamente nos negamos a analizar una noticia ( en la mayoría de los casos por cuestiones ideológicas). ya entramos en otro terreno.
    La ideología deforma las noticias como deforma cualquier otra cosa, anteponer siempre el mismo esquema categorial de manera rígida y estereotipada, ya sea a la interpretación de una noticia o a cualquier hecho de la realidad, empobrece y falsea cualquier cosa.
    Todos estos pésimos intelectuales del gobierno anteponen las mismas obsesiones todo el tiempo: el poder, las corporaciones, el capitalismo salvaje, las falsas oposiciones: (el peronismo es experto en introducirlas en la sociedad) en los 90 nos depredaban con estatismo-privatismo, ahora no. ahora lo importante es derecha o izquierda.no olvidar…esta gente esta muy ocupada luchando contra los grandes poderes y entonces cualquier cosa justifican porque se esta en el contexto de una cruzada contra grandes enemigos. (si es de los nuestros que haga cualquier cosa).
    Todo lo pasan por la misma máquina, las mismas prácticas con diferente maquillaje, el terrible efecto del ideologismo actuando por derecha o por izquierda y así no se aporta nada a la sociedad, son incapaces de profundizar y analizar un tema, pero lo mas grave es la dificultad para focalizar, el ideologista expande, diluye. Necesitamos una percepción mas focalizada de los problemas, también de las noticias. no todo es cuestión de poder, esa actitud es una excusa para no profundizar en los temas que no les conviene tratar.
    Primero el hecho en si mismo y todo lo que le podamos aportar, luego quien lo tira al ruedo y a quien le sirve tal o cual interpretación.
    Toda noticia implica un cierto recorte, una cierta construcción,pero si esto es excesivo, como en los medios oficiales, ya no tenemos una noticia, tenemos cualquier cosa.
    Las noticias tienen una lógica intrínseca, la cual no se tarda demasiado en sintonizar, la verdad cae por su propio peso, solo hace falta el paso del tiempo y se necesitan diversidad de medios que describan igual un hecho para que se llegue a la objetividad.
    Existe esta diversidad en los medios no oficialistas, no se comportan todos igual y no son todos un mismo bando con iguales intereses como engañosamente quiere mostrar el gobierno, esto se demuestra porque hay diversidad de opiniones y porque existe el sistema de denuncias cruzadas: por ejemplo cuando hasta ayer, el gobierno hacia ciertos negocios con su entonces socio Clarín, la gente se enteró de esto gracias a las denuncias de otros medios y diarios : infobae, ámbito, el cronista,etc.
    Cuando hay libertad con diversidad, la verdad y la objetividad surgen por si solas, no se pueden ocultar.
    Ante todo un hecho es un hecho, un crimen es un crimen, un acto de corrupción es un acto de corrupción, luego pueden ponerle poesía, metáforas ingeniosas, simbolizaciones estrafalarias etc. , lo que quieran, pero no se pueden desestimar y falsear los hechos. no se puede deformar la realidad en nombre de nada, ante todo el respeto por los hechos.
    Los medios funcionan eficazmente en comunidad, comunidad que “conversa” o debate la noticia.
    El gobierno va a arruinar este mecanismo si prosigue apoderándose de medios, uno puede observar que allí donde van llegando los agrodólares se va haciendo el silencio.
    Con los medios,se busca reproducir a nivel nacional, lo hecho en Santa Cruz, ni una sola opinión opositora, en eso trabajan las 24 horas, todas estas discusiones son demasiado apasionadas, distracciones, sobreactuaciones,un poco recuerdo eso de la astucia de la razón.

  • 39. Ma.Cristina  |  9 febrero 2012 en 6:40

    Muy bien Guillermo, de acuerdo en todo. El resultado de esas maniobras quedan a las claras cuando dicen “Clarín dice” (en realidad sale en varios medios a la vez) y luego esa noticia se convierte en verdadera, pero quedó grabado, clarín dice. El que “dijo” es el culpable de que la noticia se haya hecho realidad.

  • 40. EF  |  9 febrero 2012 en 9:30

    gracias mar por valorar algo tan devaluado hoy.

  • 41. Panchito  |  9 febrero 2012 en 12:49

    Ah! disculpe Rodolfo, equivoqué las fechas! El Gráfico (6 de diciembre de 1966) El campeón, Racing Club, vence en la última fecha a San Lorenzo por 2-0, cabezazo de Basile y zurdazo de Perfumo (¿Perfumo era zurdo?, no lo sabía). Algo impensado para los tiempos que corren, encuesta “Asi lo vieron sus rivales” de manera anacrónicamente caballerosa, Sarnari (River), Rendo (S.LA.), Rogel (Gimnasia y Esgrima) Silveira (Boca) Bernao (Independiente) Domingo Lejona (Velez) y otros hablan de las virtudes del campeón. La mayoría pondera el juego aéreo del Coco Basile y el Panadero Díaz, otros los cambios de frente de 40 metros del Bocha Maschio. Sanfilipo (Banfield) advierte lo siguiente: ” Todos los jugadores son importantes, pero Cárdenas, con una habilidad tremenda para ir por las puntas, facilita el juego en el centro. Martinoli, con sus cambios, también arrastra gente. Lo fundamental es que juegan bien sin la pelota, que es lo que la gente no sabe ver. ¿Qué tal? Palabras de un futbolista que evidentemente algo sabía del tema.
    Saludos cordiales.

  • 42. Guillermo  |  10 febrero 2012 en 12:57

    Ma. Cristina
    Gracias Cristina, yo solo doy una modesta opinión.
    Te mando un saludo.

  • 43. Rodrigo  |  10 febrero 2012 en 16:44

    Acá tenés dos aportes tomados del Dipló. A mí nadie me paga un mango por postear en el blog. Lo hago gratis. Si tienen ganas de leer ambos artículos adelante:

    http://www.dialogandodemiconmigo.blogspot.com/p/clarin-los-kirchner-y-la-lucha-por-el.html

    http://www.dialogandodemiconmigo.blogspot.com/p/la-crisis-actual-del-periodismo.html

  • 44. Carmelo  |  10 febrero 2012 en 17:30

    Panchito! esa es la tuya, el fulbo. En todo lo demás, como buen fubolero, hablás en difícil… el complejo potreril, que le dicen.-


Archivos

Categorías

Comentarios recientes

Alejandro A en Bitácora 97
Alejandro A en Bitácora 97
marlaw en Bitácora 99
r .nadaud en Bitácora 95
Marcelo Grynberg en Bitácora 95

Calendario

febrero 2012
L M X J V S D
« Ene   Mar »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
272829  

A %d blogueros les gusta esto: